sanlúcar

Día grande en El Palmar

  • La Hermandad del Prendimiento se estrenó ayer con la Cofradía del Consuelo

El Prendimiento realizó ayer su primera estación de penitencia como hermandad. El Prendimiento realizó ayer su primera estación de penitencia como hermandad.

El Prendimiento realizó ayer su primera estación de penitencia como hermandad. / f.j.f.

El Palmar cobró ayer un especial protagonismo con ocasión de la primera estación de penitencia de la Cofradía del Prendimiento como hermandad de la Semana Santa de Sanlúcar.

La Parroquia de Nuestra Señora de los Ángeles y San Sebastián Mártir, el templo radicado en este popular barrio de la ciudad, abrió ayer sus puertas ante el numeroso público reunido con la lógica expectación de contemplar la primera salida procesional de la última hermandad que se ha incorporado al calendario oficial de la Semana de Pasión local. Durante más de siete horas, la Cofradía del Prendimiento lució su único paso por no pocas calles de El Palmar, el Barrio Alto y la barriada El Palomar, además de la propia Carrera Oficial.

Los cofrades acogieron con evidente entusiasmo y curiosidad el primer desfile de la hermandad de El Palmar desde el inicio de su itinerario, conformado por calles que no pisa ninguna otra cofradía sanluqueña en la Semana Mayor. Camino de la Carrera Oficial, la procesión de El Prendimiento ofreció algunos de los momentos que, sin duda, serán recordados entre los más emotivos de esta Semana Santa.

Por otro lado, antes de las seis de la tarde el entorno de la Parroquia de Nuestra Señora del Carmen ya estaba abarrotado de gente para ver la salida de la Hermandad del Consuelo, que, un año más, rebosó devoción y amor cofrade en las calles de la ciudad. Esta cofradía confirmó que es verdaderamente ejemplar haciendo penitencia en la calle y, por si esto fuera poco, tanto el paso de misterio con la imagen de Nuestro Padre Jesús del Consuelo como el de palio con la de María Santísima del Mayor Dolor regalaron un buen puñado de extraordinarios momentos a quienes, año tras año, se proponen gustosamente contemplar la espectacular Pasión sanluqueña.

Hasta bien entrada la madrugada del Miércoles Santo, ambas hermandades ofrecieron suficientes argumentos para no dudar de que el Martes de Pasión es un día grande de la Semana Mayor local. Prueba de ello fue, sin lugar a dudas, la multitud de devotos y curiosos que se concentraron en cualquier rincón del recorrido de una y otra cofradía.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios