El 40% de las nuevas viviendas recogidas en el PGOU serán protegidas

  • De las casi 5.000 viviendas previstas en la nueva ordenación de la ciudad, aproximadamente 2.000 serán VPO · Los suelos que actualmente están en desarrollo prevén también unas 700

El 40 por ciento de las nuevas viviendas que contempla el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) en su aprobación provisional -prevista para septiembre u octubre- serán protegidas.

Así queda recogido en el documento presentado por el equipo redactor de Manuel Ángel González Fustegueras que el pasado viernes dieron a conocer la primera teniente de alcalde y delegada general del área de Urbanismo, María del Carmen Pedemonte (PP), y el portavoz del equipo de gobierno y delegado de Presidencia, Francisco José Romero (PA).

El Plan -como puntualizó Pedemonte- prevé la construcción de menos de 5.000 nuevas casas en distintos suelos residenciales que excluyen los polvorines de Fadricas y la zona militar de Camposoto, que aparecen en el documento como suelos urbanizables no sectorizados al depender de la reserva de suelo emprendida por el Ayuntamiento hace ahora año y medio y de las negociaciones con el Ministerio de Defensa.

Con el nuevo PGOU, concretamente, se levantarán 4.911 viviendas, de las que unas 2.000 aproximadamente serán VPO. El Ayuntamiento, de esta manera, quiere rubricar en esta nueva ordenación su compromiso con la vivienda protegida.

A estas edificaciones, además, hay que sumar las denominadas 'en transición'. Es decir, que los suelos se están desarrollando ya pero no están las viviendas construidas, si bien para levantarlas no se tiene que esperar a la aprobación del PGOU. Son en total 2.834, de las que cerca de 700 son protegidas.

Es el caso de la UE-56 San Cayetano, en la Ronda del Estero, que se desarrollará gracias a una modificación puntual del Plan vigente ya aprobada y donde se contempla la construcción de 474 casas, más de la mitad de ellas protegidas. De los 68.516 metros cuadrados de superficie destinada a uso residencial, 32.000 se destinarán a viviendas protegidas (un 58 por ciento) y el resto, a renta libre.

Y lo mismo ocurre en la nueva ordenación prevista en el suelo de la desaparecida Fábrica de San Carlos (FSC), donde 384 de las 869 nuevas viviendas que se construirán tras la recalificación del suelo serán también protegidas.

Ya en febrero, cuando se ultimaba la redacción del PGOU para su aprobación provisional, el alcalde y presidente de la Empresa de Suelo Isleña (Esisa), Manuel de Bernardo, anunció la construcción de unas 1.500 viviendas protegidas por parte del ente público una vez se aprobara el PGOU. Esisa, de hecho, ha visto ralentizada su labor a la espera de que el nuevo Plan desbloquee suelos sobre los que edificar VPO.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios