Las obras del depósito de Crucero Baleares pueden afectar al suministro

  • Eva Corrales explicó que de se seguir así la situación, los principales perjudicados serían los vecinos de El Molino

La portavoz del equipo de gobierno, Eva Corrales, ha mostrado la preocupación que tiene el gobierno municipal ante el retraso que están sufriendo las obras que la Agencia Andaluza del Agua está llevando a cabo en los depósitos de aguas ubicados en la calle Crucero Baleares.

Unas actuaciones que se iniciaron debido, según el informe de este organismo, "a la no idoneidad de la cubierta de los vasos del depósito que deben ser sustituidos en dos fases".

En principio, la duración de esta obra iba a ser de seis meses, pero de momento está paralizada y la portavoz municipal ha mostrado su preocupación ante esta situación ya que de prolongarse, uno de los dos vasos del depósito seguiría inutilizado.

Teniendo en cuenta el considerable aumento de población que Rota experimenta en verano, los vecinos, sobre todo los de la barriada de El Molino, podrían tener problemas a la hora de abrir el grifo. En otras palabras, y sin ánimo de ser alarmista, explicaba la portavoz, dado que el número de ciudadanos en la localidad durante los meses estivales es tres veces mayor, y teniendo en cuenta que este depósito no estará funcionando a pleno rendimiento hasta al menos, el próximo mes de septiembre, habrá bloques de pisos que podrían verse sin agua debido a la baja presión que les llegaría.

A pesar de la situación, y de que ya se le ha hecho llegar a la Agencia Andaluza del Agua las quejas formales por parte del Ayuntamiento, la portavoz municipal ha querido ser cauta en sus declaraciones y no alarmar a los ciudadanos a los que asegura que intentan arreglar la situación. Aún así, manifestó, que "teniendo en cuenta la poca diligencia de esta entidad durante la Feria de Primavera donde a raíz de falta de personal dejaron sin suministro a agricultores y ganaderos durante varios días, la preocupación es algo mayor".

Por este motivo, la última junta local de gobierno ha decidido enviar una queja formal a este organismo trasladándole el malestar de los ganaderos y agricultores (que durante cinco días se vieron sin agua potable para alimentar a su ganado) y la queja del propio Ayuntamiento que tuvo que abastecerlos a través de camiones cubas con el correspondiente gasto que aquella actuación precisó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios