Los comerciantes reconocen noviembre como el peor mes

Comentarios 0

La incipiente crisis comienza a notarse en determinados sectores de la actividad económica. El precio de los productos de primera necesidad ha subido, las hipotecas están bastante altas, el petróleo vale ya casi su peso en oro; los indicadores económicos no son los mejores, y determinados sectores especialmente sensibles a estos cambios, como el comercio o la hostelería, se han resentido.

El mes de noviembre ha sido difícil para los comerciantes y hosteleros, tal como reconocen las asociaciones más significativas del sector, Acocen y Puerto Centro. Desde dichas asociaciones, sus presidentes Miguel Mena y Miguel Álvarez, asumen que el mes de noviembre ha sido "el más flojo del año". Es más, desde ambas entidades señalan que la bajada en las ventas se puede incluso cuantificar en una banda que oscila entre el 5 y el 15 por ciento con respecto a la actividad económica que se registró en el año 2006, aunque hay excepciones que confirman la regla. Este retroceso ha afectado de forma especial al calzado y a los productos textiles (debido en parte a la climatología), y también a la hostelería, y en menor medida al sector de la alimentación, pese a la subida de precios que se ha dado en dicho apartado.

Pese a todo, las asociaciones de comerciantes consideran que esta situación es "coyuntural", por lo que eluden hablar de crisis, y consideran que esta contención en el gasto familiar se disparará en el mes que comienza hoy, ya que tal como afirma Miguel Mena de forma ilustrativa "la gente puede retraerse durante noviembre, pero diciembre no traiciona, siempre nos es fiel". De esta forma, los comerciantes se muestran dispuestos "a poner toda la carne en el asador", para lo cual pondrán en marcha campañas específicas con motivo de las navidades.

Los comerciantes tienen puestas sus expectativas en estas semanas previas a las fechas de Navidad y se muestran confiados en que a lo largo de este mes suban las ventas, "ya que esperamos que los clientes hayan estado ahorrando", como suele ser habitual. Para ello pondrán en marcha las herramientas de que disponen: "Servicio de calidad, atención al cliente y buena relación precio-calidad". Y es que los presidentes de ambas entidades están convencidos de que el centro urbano tiene "cada año mayor aceptación entre los clientes", y enumeran las dificultades que puede encontrar los usuarios para desplazarse hasta las grandes superficies comerciales, debido sobre todo a las colas y retenciones en carretera: "La gente invierte más en comprar en el centro, pero la recuperación va lenta. Va para arriba pero muy lentamente", asiente Miguel Álvarez.

Consideran además que en caso de hablar de crisis, las grandes superficies podrían verse más afectadas que el comercio tradicional, cuya clientela corresponde a una clase media "muy fidelizada", cuya apuesta es el comercio de proximidad, además de los jóvenes, que tienen una mayor tendencia a los centros urbanos.

En este sentido, aluden a la campaña de Navidad que ahora se pone en marcha, con las actividades de dinamización previstas, tanto por parte de las asociaciones como las que presentará la Concejalía de Comercio este lunes próximo. Además, la puesta en marcha de la iluminación extraordinaria se ha adelantado una semana con respecto a otros años y se pondrá en funcionamiento hoy mismo (a partir de las 19.30 horas), lo que consideran que puede ser igualmente un acicate: "El inicio anticipado del alumbrado es importante, que se adelante como en otras ciudades entendemos que es razonable porque hay que ir creando ambiente en la calle".

A este indudable atractivo lumínico vienen a sumarse las actividades que crean sinergias con el comercio durante este mes de diciembre, tales como el recién inaugurado mercadillo belenista. De esta forma, Puerto Centro tiene previsto celebrar degustaciones de productos, Cartero Real, y repartir hasta 50.000 papeletas entre sus clientes, que dan opción a participar en un sorteo, mientras Acocen repartirá hasta 2.000 dvd para la formación de los comerciantes en nociones de escaparatismo, y 60.000 boletos para el reparto de premios, así como tickets de aparcamiento.

Pese a todo, ambas asociaciones, y especialmente Acocen, consideran que la situación del comercio tradicional "es muy mejorable". Y así, pese a haber concluido las obras de urbanismo comercial en un amplio tramo del centro histórico, dicha entidad considera que "hay zonas que se pueden poner en valor, como las calles Vicario, Santa María, Nevería, o la Placilla. Es el momento de crear el centro comercial abierto. Ahora sabemos que cualquier actividad en el casco histórico, como el Mercadillo Medieval atrae mucho público y llena las calles", dicen.

más noticias de PROVINCIA Ir a la sección Provincia »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios