Los caza tesoros

  • Tres emprendedores ponen en marcha una empresa que busca productos de alta calidad y difíciles de encontrar destinados al sector de la alta gastronomía

Tres empresarios ponen en marcha en El Puerto Al Sur Gourmet, una empresa que pretende encontrar productos de una gran calidad y poco comercializados para venderlos en el sector de la alta gastronomía

Juan Andrés Pérez es ingeniero técnico forestal. Tiene 38 años. Por su profesión se ha recorrido media España rural. Le gustaba ir probando cosas en cada sitio. Un día, lo de la crisis, ya se sabe, perdió su puesto de trabajo y pensó en reciclarse, en convertirse en eso que ahora llaman emprendedor, como si diera miedo la palabra empresario. El proyecto que se puso bajo el brazo es una especie de "caza tesoros" pero en gastronómico. En Sevilla, en una reunión para desarrollar proyectos conoció a la segunda de las protagonistas de la historia, Rebeca Luettin, alemana, 33 años, licenciada en Empresariales y Marketing y con un restaurante en Sevilla, Almiranta, situada en el centro de la ciudad.

Ambos coincidieron en que la idea era buena y que se podían complementar. Juan Andrés conoce productos y Rebeca sitios donde venderlos… Alemania, donde los productos de alta gama y "auténticos" tienen un buen mercado. Juan Andrés pensó en un viejo amigo, Carlos Romero, 34 años, ingeniero informático y diseñador gráfico, para completar los huecos que faltaban, poder lanzar el proyecto en el mejor mercado actual, internet, y poder "vestir" esos productos auténticos para que triunfen en la alta gastronomía donde presentarse "atractivo" es fundamental.

Hechas las presentaciones sólo falta presentar la empresa "Al Sur Gourmet". La pusieron en marcha en marzo de este año, después de varios meses de trabajo. Por el momento tienen sede en el Centro Europeo de Empresas e Innovación (CEEI), un espacio puesto en marcha por la administración para alojar a nuevas empresas mientras que no remontan el vuelo.

No se pueden quejar de los primeros resultados. Ya comercializan 25 productos de toda España para los que tienen la exclusiva en la provincia de Cádiz. Han comenzado ya a trabajar en Alemania, donde están exportando productos y hoy lunes, en el hotel Bodega Real de El Puerto, quieren hacer su presentación oficial mostrándole sus tesoros a un centenar de empresarios del sector de la alta gastronomía en la provincia.

Es una fórmula de trabajo poco vista en la zona, una especie de pequeña feria gastronómica en la que los encargados de acercar hasta el gran público esta "joyas" tienen la oportunidad de probarlos y conocer todos sus detalles. Las empresas expositoras contarán cada una con espacio propio y Juan Andrés Pérez señala que "no será algo al uso. Habrá cocina en directo a cargo de profesionales de la zona, flamenco e incluso alguna sorpresa teatral". El evento, al que se accederá tan sólo por invitación, está destinado a profesionales del sector de la alta gastronomía.

Pero, ¿cuál es la fórmula de negocio de Al Sur Gourmet? ¿Cómo ganan dinero? Pues pretenden hacerlo de varias formas. La primera es comercializando los productos que van encontrando. Lo que buscan son productos de calidad y que estén poco o nada comercializados. Una de las condiciones, precisamente, es que no esté presente en grandes superficies. En la provincia de Cádiz, por ejemplo, han comenzado a trabajar con productos como los quesos de La Cabra Verde en Arcos, que tienen una gama de productos ecológicos y que han logrado varios premios en concursos de prestigio, la cerveza Volaera que se ha puesto en marcha en El Puerto de Santa María o el Garum, la reconstrucción de la salsa romana puesta en marcha por profesores universitarios de Cádiz y Sevilla y que fabrica la empresa jerezana El Majuelo.

La idea de la empresa es vender estos productos por dos cauces fundamentales. Primero en el sector gourmet de la provincia, como pueden ser restaurantes y también tiendas especializadas. El segundo mercado es el internacional. Ya tienen presencia en Alemania pero no descartan entrar en otros. Y la tercera vía es internet a través de su página web alsurgourmet.com donde venderán los productos que comercialicen.

Una de las ideas que ya tienen muy avanzada es vender estos productos a través de lotes muy bien presentados y bajo la marca The South box (la caja del sur), unas elegantes cajas que contendrán varios productos de alta selección y que irán cambiando de contenidos.

Pero la idea de Al Sur Gourmet va más allá y, aprovechando la presencia de Carlos Romero en el equipo, que ya ha diseñado el logotipo de la empresa, ofrecen también tanto a los restaurantes con los que trabajan como a los productos que van a comercializar, un servicio para ayudarles a mejorar su imagen y su marca.

Así pueden, por ejemplo, asesorar a los restaurantes en su desarrollo de páginas web o ayudarles a desarrollar su presencia en redes sociales, algo ahora muy en boga en los establecimientos que quieren manejar su comunicación de forma directa con sus clientes a través de redes como facebook, twitter o youtube.

Pero también, además de vender un producto poco conocido, un tesoro, pueden ayudar al productor a mejorar su imagen o, por ejemplo, prepararlo para que pueda salir al mercado internacional.

Por el momento el tesoro que les está dando más alegrías es un vino ecológico de uva verdejo, la uva blanca de moda. Se llama "Caraballas" y es de la denominación "vinos de la Tierra de Castilla y León". Parker, el gurú de los vinos, lo tiene clasificado alto, y eso ya es una tarjeta de presentación. Gracias a este vino ya trabajan con restaurantes como El Faro de El Puerto, Plato al Centro o Cantigas, en El Puerto de Santa María, Puerta de la Victoria en Sanlúcar, Arsenio Manila en Cádiz o La Capilla en Algeciras.

"No queremos trabajar con muchos productos. Queremos pocos pero muy buenos, tesoros que dar a conocer", apostillan.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios