El asesor del gobierno de Chiclana que huyó de un control dimite a medias

  • Andrés Galindo deja de ser cargo de confianza pero no consejero de dos empresas

Comentarios 10

Andrés Jesús Galindo Lozano, militante de Izquierda Unida (IU) en Chiclana y cargo de confianza del gobierno local de este municipio, dimitió ayer de este puesto de responsabilidad tras ser denunciado por agentes de la Guardia Civil por un supuesto delito de resistencia a la autoridad. Esta dimisión resultó, no obstante, a medias, ya que Galindo renuncia a su puesto de confianza en la Gerencia Municipal de Urbanismo pero no deja de ser consejero en las empresas municipales Emsisa y Chiclana Natural.

El ya ex asesor del cuatripartito acompañaba al ex concejal de IU Andrés Díaz la madrugada del pasado sábado cuando el vehículo que conducía el segundo chocó contra un coche de la Guardia Civil y se saltó un control de tráfico dándose a la fuga. Ambos fueron interceptados después por los agentes, quienes los trasladaron al cuartelillo acusados de negarse a practicar la prueba de alcoholemia y de oponer resistencia a la autoridad. Al parecer, los dos miembros de IU insultaron a los agentes y forcejearon con ellos.

Andrés Galindo, sin embargo, defendió ayer su "completa inocencia en los cargos que se me imputan". En un escueto comunicado, el ya ex asesor del cuatripartito explicaba que ayer mismo presentó su renuncia a este cargo de confianza "para no perjudicar a mi partido, Izquierda Unida, y por tanto al gobierno municipal, ante las continuas acometidas mediáticas que hemos tenido que soportar en los últimos días en torno a un asunto de carácter privado que jamás tendría que haber tenido tanta trascendencia en los medios de comunicación". Galindo, además, precisó que su renuncia es "temporal" y que mantendrá un "paréntesis" en su trabajo municipal "en tanto en cuanto no se sustancie en la vía judicial los asuntos referidos, de los cuales soy completamente inocente". "Espero que una vez subsanado este asunto, confiando en la Justicia, pueda volver con normalidad a mi cargo", reiteró.

Fuentes municipales indicaban ayer que la renuncia voluntaria de Galindo impidió que fuera cesado por el propio alcalde, Ernesto Marín (PP), quien al parecer ha mostrado su disgusto por el secretismo con el que los dos implicados llevaron este asunto hasta que fue destapado en los medios.

Las mismas fuentes resaltaron que ha sido la propia dirección local de IU la que ha decidido que, pese a que Galindo renuncie a su puesto de confianza, no lo haga de sus cargos como consejero de las empresas municipales Chiclana Natural y Emsisa, para los que fue designado por esta misma formación política.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios