Tarifa advierte al Aborígena de que no quiere discotecas en Los Lances

  • El chiringuito vejeriego se muda con la licencia del Serengueti, que ahora mantendrá su nombre

El alcalde de Tarifa, Miguel Manella (PSOE), envió ayer al jefe de la Policía Local a inspeccionar el montaje del chiringuito Aborígena en Los Lances, después de la negativa del Ayuntamiento de Vejer a su instalación en El Palmar por provocar concentraciones masivas que colapsaban la playa durante el pasado verano.

El Consistorio dirigido por Manella informó en una nota de que el gerente del Aborígena, Carlos Pérez, que se encontraba en la instalaciones, declaró que el chiringuito tarifeño "tendrá como única función la restauración y que respetará escrupulosamente el horario de apertura -de 10 a 22 horas- y la prohibición de instalar equipos de música".

Pérez explicó que la concesión del chiringuito de Los Lances está a nombre de Hostelería Beal -que en años anteriores lo ha explotado con el nombre de Serengueti-, sociedad de la que ahora él es gerente. El responsable del negocio explicó a la policía que ha mejorado las instalaciones, que estaban en muy mal estado, y aseguró que mantendrá el nombre de Serengueti, pese a que en los últimos días la página web del chiringuito Aborígena anunciaba su traslado a la arena de Los Lances.

El titular de la sociedad manifestó que la noticia de la mudanza publicada en su web "es un lamentable error", y por la tarde anunció a sus clientes en la misma dirección de internet que "el chiringuito Aborígena está cerrado".

Según el Ayuntamiento de Tarifa, Pérez recalcó "que no hay nada más lejos de su interés que montar ningún tipo de movida en la playa", mientras que Manella advirtió de que no permitirá que se instale "ni un solo chiringuito discoteca" en las playas de Tarifa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios