Piden el cierre inmediato del centro de inmigrantes de Algeciras

  • Derechos Humanos insta al Defensor del Pueblo a investigar su situación

Comentarios 1

La Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía (Apdha) exigió ayer en Sevilla el cierre "inmediato" de los centros de internamiento de inmigrantes de La Piñera, en Algeciras, y Capuchinos en Málaga, dependientes de la Administración central, por "vulnerar gravemente los derechos fundamentales" de los extranjeros que por estar en situación administrativa irregular, se encuentran allí retenidos. La asociación ha pedido al Defensor del Pueblo Español, Enrique Múgica, que realice una investigación sobre la situación de tales centros, en los que demandan "mayor transparencia y control ciudadano".

Los coordinadores del área de Relaciones Internacionales e Inmigración, Rafael Lara y Brigitte Espuche, aseguraron que estos centros de internamiento "de carácter penitenciario" se encuentran en "condiciones lamentables" y sin que se pueda ejercer "ningún control" externo sobre su gestión, "al impedirse la entrada de las ONG".

Lara explicó que el centro de La Piñera, una antigua prisión, tiene "deficiencias muy importantes" en sus instalaciones y que las 250 plazas que tiene, "son sobrepasadas ampliamente". No obstante recalcó que la situación en el centro Capuchinos en Málaga es "especialmente preocupante", ya que, "se han interpuesto numerosas denuncias desde el año 1992 hasta el 2006 por malos tratos y abusos sexuales por parte de los funcionarios hacia los inmigrantes". Lara incidió en que este centro, con unas 80 ó 90 plazas, "normalmente sobrepasadas", no reúne un "mínimo de condiciones de atención física y jurídica con sus internos".

Además, subrayó que en ambos centros los internos no pueden recibir visitas de sus familiares, no tienen intérpretes y las condiciones de atención médica y jurídica son "bastante deficientes", como han comprobado en visitas "cuasi clandestinas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios