Cambios en el proyecto de peatonalización del entorno de Herrería

  • La Concejalía de Comercio decide que el tramo de calle Gando entre Larga y plaza de la Herrería no será peatonalizado

El Área de Comercio del Ayuntamiento ha decidido modificar parte del proyecto de peatonalización del entorno de la plaza de la Herrería y calle Misericordia. Por el momento, ha optado por no actuar en el tramo de calle Ganado comprendido entre Herrería y la calle Larga. La alta densidad de tráfico que soporta esta vía ha motivado que el Ayuntamiento haya apartado, de momento, su peatonalización.

Esta actuación forma parte de la cuarta fase del proyecto del Área de Fomento denominado Urbanismo Comercial. En él se prevé la peatonalización de la plaza de la Herrería, la calle Misericordia (hasta el cruce con Palacios) y de Luna. Precisamente, en esta calle las obras no se harán únicamente en el tramo comprendido entre Larga y Misericordia, sino que se extenderá hasta el cruce con la plaza de Las Galeras Reales.

Durante estas últimas semanas, técnicos de las concejalías implicadas (Fomento, Comercio, Mantenimiento Urbano y Medio Ambiente) se han reunido con hosteleros y comerciantes. Ayer fue el encuentro con los residentes de la zona. En él se anunció que estas obras, que se iniciarán en febrero, no afectarán al tramo de calle Ganado. El proyecto preveía que esta vía quedara semipeatonalizada, con aceras y calzada a la misma altura (similar a la calle Larga). Finalmente no se actuará ya que, según el concejal de Comercio, Francisco Aguilar, podría ser "problemática" puesto que es una vía de salida de los camiones de mercancías que surten a los establecimientos de la Ribera así como a los vehículos que pretendieran acceder al aparcamiento público situado junto a la plaza de la Cárcel. Aguilar anunció que se hará un estudio "más pormenorizado" sobre esta vía, que en un futuro se pretende limitar a ser de "servicio". En su lugar, se peatonalizará un tramo de calle Luna que no estaba en principio previsto en esta fase de obras, el comprendido entre Misericordia y la plaza de Las Galeras.

En la reunión de ayer, los técnicos de la Concejalía apuntaron que, una vez concluyan las obras, los vehículos dejarán de transitar por la plaza de la Herrería y la calle Misericordia hasta el cruce con Luna. A ella sólo podrán acceder los vehículos de los residentes de estas vías que tengan garaje (una medida que ya se toma durante los meses de verano y sobre la que los residentes mostraron una mayor preocupación.

El proyecto contempla también la peatonalización de Luna y el resto de Misericordia. Sin embargo, en estas calles se permitirá temporalmente el tráfico rodado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios