cádiz cf

Compromiso eterno

  • El contrato de José Mari se prolongará más allá de 2020 si juega un mínimo de 25 partidos por temporada

  • El roteño muestra la ambición de ascender con el equipo amarillo a Primera

José Mari (i) y Juan Carlos Cordero, ayer en la presentación del acuerdo de renovación del futbolista. José Mari (i) y Juan Carlos Cordero, ayer en la presentación del acuerdo de renovación del futbolista.

José Mari (i) y Juan Carlos Cordero, ayer en la presentación del acuerdo de renovación del futbolista. / ana golpe

La renovación de José Mari por el Cádiz va más allá de dos años. Cuando cumpla su contrato el 30 de junio 2020 podrá ampliar su continuidad curso a curso cuando en cada uno de ellos juegue al menos 25 partidos. Hay José Mari para rato en un deseo común del club y de él.

"Queríamos formalizar un contrato duradero, es un futbolista que representa el sentimiento de pertenencia al club, con valores dentro y fuera del campo", explicó ayer el director deportivo, Juan Carlos Cordero, durante acto de presentación de la renovación del medio, celebrada en la sala de prensa del estadio Ramón de Carranza. "El proyecto se va consolidando", recalcó Cordero antes de la intervención un José Mari feliz.

El roteño mostró su enorme satisfacción por la prolongación de su estancia en el equipo, "que buscaba desde hace mucho tiempo. Es una forma de decir sí a un proyecto de futuro con un vínculo que no tiene caducidad. Desde pequeño soñé con estar aquí y no quiero que esto acabe".

Su intención es colgar las botas vestido de amarillo y azul. Le queda cuerda para rato -cumplirá 30 años el próximo 6 de diciembre- y se siente feliz en su equipo. "Llegamos a acuerdo de futuro para retirarme aquí y formar parte de un Cádiz de Primera División", contó el jugador, que aprecia seriedad en el trabajo que desarrollan los responsables deportivos. Una de las claves de su deseo de renovar es su confianza "en un proyecto de Quique Pina y Juan Carlos Cordero". En sus declaraciones brotó el reto más ambicioso. "Tenemos un sueño del que quiero se parte, no vamos a parar hasta conseguirlo". Eso sí, paso a paso, sin precipitaciones.

El sueño del que hablaba no es difícil adivinarlo. "Jugar con el Cádiz en Primera y esperemos que lo antes posible", apuntó el medio mientras priorizaba los objetivos. "Lo primero es establecernos en la Liga de Fútbol Profesional, cimentar la estabilidad del proyecto y si es posible dentro no mucho tiempo dar el salto a Primera".

La meta más inmediata, en la que se centra la contienda de cada fin de semana, consiste "en pensar en alcanzar los 50 lo antes posible y después seguir compitiendo, sería un error ir más allá de ese objetivo".

José Mari dijo no ocultó que "me costó llegar al Cádiz". Su carrera le llevo por otros lugares y ahora está en el equipo de su tierra. "Confío en mi trabajo y sabía que podía hacerlo bien. No podía imaginar que la gente me iba querer tanto y que iba a estar tan feliz en mi casa, en mi club. Los compañeros me lo ponen fácil y también la confianza del cuerpo técnico, Pina y Cordero y por supuesto el apoyo que siempre he sentido de la afición".

Tras una dilatada trayectoria ve que es el momento de asentarse en su tierra. "La experiencia me ha dado la madurez para venir a casa. Cuando Juan Carlos me contó el proyecto no dudé. Dije que firmaba para quedarme aquí y ser un jugador de club. Demuestro que estoy implicado y así seguiré", expuso el faro del equipo.

Álvaro Cervera no ha escatimado elogios cuando se ha referido al jugador y José Mari le agradece que hable así de él. "Siempre intento ayudar desde dentro o desde fuera. Sus palabras me dan impulso para seguir trabajando como ahora e incluso más. Si algo tengo claro es que con la renovación no me voy a relajar, todo lo contrario".

El buen ambiente es uno de los elementos relevantes que hace que José Mari se sienta a gusto en el Cádiz. "Tenemos un vestuario unido, excepcional, en los malos momentos hemos estado todos juntos. La plantilla, cuerpo técnico y y los responsables de la parte deportiva estamos unidos y también tenemos a la afición".

El roteño hizo hincapié en que su renovación ha sido fácil gracias a su confianza "en los que llevan la parcela deportiva, que es la que entiendo, me dejaron claro el proyecto. Todos sabemos cómo trabajan Quique, Juan Carlos y el míster".

José Mari entró más tarde en la dinámica esta temporada por una lesión de tobillo que ya está olvidada. "Me encuentro bien, contento, con ganas de seguir peleando por continuar en el once, feliz de que los resultados vayan bien y hay que seguir trabajando. Ahora el sábado afrontamos un partido complicado contra el Valladolid".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios