La ruta de MÁGICO

  • El periodista salvadoreño Julio César Guzmán prepara en Cádiz un reportaje sobre el mítico jugador

  • "En El Salvador están convencidos de que aquí tiene una estatua o un busto"

La ruta de MÁGICO La ruta de MÁGICO

La ruta de MÁGICO

"Trato de difundir lo más positivo de mi país y en ese contexto entra Mágico González". Con estas palabras el periodista salvadoreño Julio César Guzmán demuestra que lo suyo por su tierra natal y por el ídolo del cadismo va de la mano. Algo así como trabajar por preservar los valores culturales salvadoreños e inculcarlos a las nuevas generaciones del país centroamericano y a los compatriotas residentes en Estados Unidos.

Julio César Guzmán se encuentra en Cádiz, en el suelo en el que el salvadoreño más universal tocó el cielo, Jorge Alberto González Barillas, Mágico González. Este periodista lleva varios días en la Tacita de Plata buscando la huella del ex cadista, el legado que dejó en sus aficionados. Busca la ruta de Mágico. Ese camino que por boca de los gaditanos le traslada al verano de 1982. Cuando comenzó la historia y empezó a tomar forma el mito.

El periodista salvadoreño ha estado más de 43 años realizando el programa 'Centro América Nuestra', fruto de su esfuerzo y pasando por buenos y malos momentos, como sucede siempre en la vida. Este trotamundos, conocido en Nueva York como El Guanaco Alegre, es, de alguna manera, la voz de Centro América. Ahora trabaja con una productora que emite sus reportajes tanto en su país como en Estados Unidos. Con el programa 'La Polémica' conquista las redes sociales.

Lleva una semana paseando por las calles de Cádiz y por las de El Puerto, los puntos de encuentro de Mágico entre 1982 y 1991. Habla con todo el que puede con el objetivo de difundir la realidad de su paisano. "Se ha dicho mucho de Mágico, pero quería ver en primera persona la realidad más allá de la leyenda". Y es que él sabe que hay mucho de invención en su etapa cadista. "Con esto, no busco lucro personal. Para nada. Se trata de dar una información distinta y veraz a la gente". Para ello lleva días realizando entrevistas, siendo una de ellas a Joaquín Hernández Kiki, redactor gráfico de Diario de Cádiz. Una persona que sabe mucho de Mágico, siempre detrás del objetivo y como enfoque personal de lo que vivió junto al astro salvadoreño. "Kiki tiene fotos únicas... inéditas", relata Julio César. "Sabe mucho, más aún de lo que muestran sus fotografías. Me ha contado muchas anécdotas".

La de Kiki no ha sido la única puerta consultada por el periodista, ya que se ha lanzado a la calle a buscar al gaditano más anónimo y menos conocido que supo de la vida del ex futbolista del Cádiz. "En el bar Gol y en el bar Submarino Amarillo -dos establecimientos referentes del cadismo junto al Carranza- he hablado con Jesús Sánchez y con su padre. Me gusta lo que escucho. Hablan de él (Mágico) como lo más grande que han conocido. Lo definen como un hombre sencillo en la vida y único en el fútbol". Justo en ese momento Julio César detiene la entrevista concedida a Diario de Cádiz. La emoción le puede y se escapa alguna lágrima. "Lo vi jugar en las eliminatorias del Mundial de España (1982) y siempre trato de difundir lo mejor de él porque Mágico forma parte de la cara positiva de nuestro país. Es lo más grande de El Salvador", donde la penuria gana por goleada desde hace décadas.

En su programa de media hora de duración, Guzmán, originario de la ciudad de Usulután, toca todos los temas que él considera importantes para la comunidad hispana, centroamericana y especialmente salvadoreña. Incluye monólogos, entrevistas con diversos personajes, que van desde políticos, culturales y deportivos. Y ahí surge la figura de Mágico. Puede parecer sorna, pero el prestigioso periodista también se ha presentado en la capital gaditana con el convencimiento de encontrar una estatua del ídolo del cadismo. "Era una de mis inquietudes porque todo el mundo cree en El Salvador que Jorge tiene aquí una estatua o un busto". Lo cierto es que el principal monumento es su legado y que muchas camisetas actuales del Cádiz luzcan su nombre en la espalda. "Cuando paseas por San Salvador las camisetas de la selección con su nombre son innumerables". También allí pasa el tiempo pero no el recuerdo.

Por los micrófonos de Julio César Guzmán han pasado Pelé, Batistuta, Maradona y "el mas grande de todos o por lo menos el más querido por los salvadoreños, Mágico González". Fue uno de los pocos salvadoreños que vio al ex jugador con la camiseta del Barcelona, jugando junto a Maradona en la gira estadounidense. "Aquel partido en el estadio de los Gigantes fue memorable para los pocos salvadoreños que estuvimos presentes. El Barcelona se enfrentó al Fluminense y quedaron 2-2, con un gol del salvadoreño, que a juicio de muchos jugó mejor que Maradona", rememora quien lo entrevistó en exclusiva en el descanso del encuentro.

Pronto saldrá de Cádiz con el deber cumplido y las entrevistas preparadas. Se va con la tarea a medias por la inexistencia de la estatua tan comentada en El Salvador, pero abandona España con el corazón lleno de muchos recuerdos que su ídolo, Mágico, dejó en la tierra que conquistó como futbolista.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios