Ortuño saca músculo para la recta decisiva

  • El ariete defiende su estado de forma y recuerda que los empates se hacen buenos con triunfos

Alfredo Ortuño compareció en la sala de prensa de la Ciudad Deportiva de El Rosal tras la sesión preparatoria de ayer y aprovechó la ocasión para asegurar que se encuentra bien, aunque su producción goleadora se haya reducido, y destacar la ilusión de la plantilla ante la recta final de la competición liguera.

"El que más se critica soy yo", confiesa en relación al actual momento que atraviesa, explicando que "en una temporada tan larga hay picos de forma y seguro que recuperaré el nivel de antes. Físicamente estoy muy bien, igual que al inicio de la temporada".

En realidad, el tono físico del equipo es de fiar, como confirman los tantos marcados en los últimos minutos. "Eso no es casualidad porque nuestro equipo cree hasta el final. El Cádiz está demostrando que cuesta mucho ganarle y a poco te levanta un partido", advierte.

El murciano recuerda que "el final está cerca y para todos los equipos los puntos tienen una especial importancia. Los empates se hacen buenos con una victoria, que es lo que te permite dar un salto". "Esperemos que eso pase en Carranza", afirma, vaticiando que "con dos victorias estaremos en play-off al final de temporada".

El delantero de Yecla no oculta que el vestuario "está muy ilusionado porque lo tenemos al alcance de la mano". Eso sí, avisa de la dificultad de la empresa porque "en las segundas vueltas los equipos de abajo logran dar pasos al frente y cuesta más sacar puntos".

En este sentido, preguntado por el adversario de mañana en Carranza, el Córdoba, el ariete cadista apunta que "se está jugando mucho pero no nos podemos fijar en eso. Nos tiene que dar igual quién venga, porque por ejemplo el Levante vino con posibilidad de subir a Primera y no lo hizo ese día".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios