Cádiz CF

Agradable baño de realidad

  • Garrido reconoce que "podemos habernos equivocado en hacer más cosas de las que debíamos" y asegura que la victoria del lunes frente al Zaragoza "nos refuerza la moral"

Comentarios 1

Jon Ander Garrido compareció en la sala de prensa de la Ciudad Deportiva de El Rosal al término del primer entrenamiento de la semana reconociendo que la victoria del pasado lunes ante el Zaragoza, además de servir para "reforzar la moral", les ha permitido darse cuenta "de la realidad". Bendito baño de realidad.

"Nos hemos podido equivocar al querer hacer más cosas de las que debemos", confesó refiriéndose a anteriores encuentros en los que el equipo amarillo no se pareció tanto al Cádiz que quiere Cervera, el Cádiz que, como no se cansa de repetir una y otra vez el técnico, hace muy bien lo que sabe hacer y se diluye cuando juega a otra cosa.

"Estamos hechos para jugar de una determinada manera y después del último partido nos hemos dado cuenta", insistió el centrocampista vasco, consciente de la importancia de los tres puntos sumados en el último duelo después de tanto tiempo sin conocer el triunfo. ""Necesitábamos esta victoria después de estar tantas jornadas sin ganar. Moralmente nos ha venido muy bien para afrontar los últimos partidos. Además, la manera en la que lo conseguimos nos ha dado confianza", aseguró.

Un futuro inmediato que pasa por la visita al Barcelona B el próximo domingo. "Están en una situación límite en la que tienen que ganar sí o sí", razona en relación a la agónica lucha por la permanencia que mantiene el filial azulgrana. Eso sí, la reflexión también vale para aplicarla en primera persona, refiriéndose a los intereses del Cádiz. "Nosotros también tenemos que ganar sí o sí para seguir apostando por hacer algo bonito", señala en ese sentido.

Sin inmiscuirse ni mucho menos en labores que no son suyas, Garrido se atreve a dar una receta para que las cosas salgan como todos desean. "Hay que jugar con la cabeza y dejar el corazón a un lado", apunta. Y puede que no le falte un ápice de razón.

Satisfecho en el plano personal, el medio bilbaíno afirma encontrarse "muy bien físicamente" e incluso admite que le ha podido venir bien parar en el encuentro de Albacete, en el que causó baja por sanción federativa al haber acumulado cinco cartulinas amarillas.

Por último, preguntado por su posible renovación con el conjunto de la Tacita de Plata, no pudo ser más expresivo, confirmado con ello lo que este periódico adelanto ya hace unos días: "Las dos partes queremos, así que no creo que haya problemas en llegar a un acuerdo". El tiempo lo dirá.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios