URGENTE Muere un trabajador en Navantia San Fernando mientras trabajaba en las corbetas

Masterchef Celebrity 4

España progresa: Los Chunguitos saben cocinar

  • Un plato lleno de escamas a cargo de José Miguel Antúnez condena al baloncestista a una justificada eliminación

Adrover, Ana Milán, el eliminado señor Antúnez, anoche en una prueba Adrover, Ana Milán, el eliminado señor Antúnez, anoche en una prueba

Adrover, Ana Milán, el eliminado señor Antúnez, anoche en una prueba / RTVE

Tranquilos, nos hemos instalado en el desgobierno, la incertidumbre, el laberinto sin salida. Pero los españoles saldremos adelante sin que los políticos tengan que hacer honor a su responsabilidad. Ya nosotros solos nos bastamos para que el futuro no se nos descarrile.

Hay esperanza porque mejoraremos y prosperaremos por encima de todos los vacíos. Ahí están Los Chunguitos encendiendo la cerilla en la luz del túnel tenebroso.

Porque Juan y José saben cocinar y se lo tenían hasta ahora callado. O escondido en algún lugar del rajeao de sus rumbas. Los Chunguitos fueron ayer los mejores concursantes que tuvo Masterchef Celebrity, en La 1. No es broma, ni exageración. Fue así. Los Chunguitos se pusieron a maridar pollos y dejaron a Jordi Cruz con la boca abierta como la puerta de un McAuto. 

Mientras los compañeros mordían el polvo entre vinagres y mieles con hinojo, los de Badajoz montaron un plato de estrella Michelin sin ni siquiera acordarse como se llama la salsa de soja. Qué manera de salir adelante quienes ya tenían señalada la puerta de salida.

Pero la cosa no acaba aquí, España tiene mano de obra especializada para competir. Tamara Falcó fue la mejor de la prueba colectiva por su pericia en despellejar conejos. Ella, con sus manos de porcelana de La Cartuja. Se puso a trinchar bichos y a sacarles la piel y se quedó sola. Isabel Preysler se enteró anoche, porque su chiquilla la llamó pero no quiso revelarle la verdad de su entendimiento peletero.

Y ahí, de nuevo, estaban Los Chunguitos, obedientes con Óscar Higares, que pasaba por allí con armadura para ayudar en un menú medieval en Belmonte (mirando para Cuenca), para los Reyes Católicos el ciento y la madre, elaborado a pelo, sin vitro ni batidora, cascando almendras con martillo, pelando perdices a pulso y Tamara quitándole los pelos a los conejos mientras El Sevilla les cortaba la cabeza.

Pero claro, todo hubiera ido bien si no Ana Milán no protesta contra Paula Prendes. Las aspirantes, que hasta ahora eran las favoritas, se han reliado en sus angustias y están dejando campo libre a Los Chunguitos. Vicky Martín Berrocal y Marta Torné fueron eliminadas en la primera prueba por tener la encimera como los genitales de doña Bernarda y recibieron un delantal negro de tarjeta amarilla. Pero mientras la diseñadora supo redimirse, la actriz, que ya no podía esconder lo antipática que es la pobre, se llevó el resto de la noche penando y peleando.

En esas apareció Loles León y tras una subasta del Un, dos, tres entre cuchillos, pelababetas y rascadores de queso, la ex participantes del programa tuteló con el jurado la prueba de eliminación con las dos mosqueadas de Belmonte: Milán y Torné. Más Almudena Cid y José Miguel Antúnez.

Tenían que trocear primorosamente patatas y verduras y sacar cuatro filetes a unos lenguados como el Wanda Metropolitano. Todos acabaron peleados con los cuchillos y elaboraron unos platos que daba un poco de pena mirarlos a la cara.

La gimnasta se salvó y nos obsequió con una croqueta con todo su cuerpo en horizontal que le hizo mucha ilusión a Pepe Rodríguez, como se puede ver en el vídeo. Seguro que en El Bohío saca un plato inspirado en este momento.

Y Antúnez no tenía nada que hacer si no le había quitado las escamas al lenguado. No tenía opciones ante la apatía de Marta Torné, que se ha quedado en Masterchef Celebrity por ahora por ser la menos mala. Aunque la malaje no hay quien ya se la quite.

Mientras Los Chunguitos sigan mejorando en TVE Rosa María Mateo tiene margen para seguir mandando en el Prado del Rey y lanzarnos un mensaje de que España va bien pese a ella y sus conocidos de la Carrera de San Jerónimo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios