Sociedad

Un total de 151 menores fueron juzgados por violencia machista en 2013

  • La cifra de denuncias por violencia de género se redujo un 2,8% en 2013. Solo 11 de las 54 fallecidas por violencia machista en 2013 habían denunciado.

La cifra de denuncias por violencia de género registradas en España ascendió a 124.894 en 2013, un 2,8 por ciento menos que en el año anterior, según el balance presentado este jueves por la presidenta del Observatorio de la Violencia Doméstica y de Género adscrito al Consejo General del Poder Judicial, Ángeles Carmona, que arroja una reducción por quinto año consecutivo. En concreto, desde que en 2008 se produjera un incremento del 12,5% hasta alcanzar las 142.125 denuncias, el número ha ido menguando: en 2009 se registraron 135.540 (-4,6%), en 2010 fueron 134.105 (-1,1%), en 2011 se contaron 134.002 (-0,1%) y en 2012, 128.543, un 4,1% menos. Las 124.894 presentadas en 2013 suponen diez denuncias menos cada día que en el año anterior y un 12,1% menos que al inicio de la crisis económica. En paralelo, ha vuelto a crecer la tasa de mujeres que renuncian a seguir con el proceso: ya son el 12,25 del total de denuncias presentadas (15.559), un 1,2 por ciento más que en el año anterior. Aunque en términos absolutos las renuncias se han reducido (hay menos denuncias también) la ratio por cada denuncia presentada ha aumentado en estos últimos cinco años un 8,1%.

La presidenta del Observatorio ha relacionado el descenso de denuncias con la crisis económica, porque "hay mujeres a las que les cuesta dar el paso porque no saben que hay recursos para ellas" y ha descartado que tenga que ver con los recortes en materia de protección: "Los recursos asistenciales se han mantenido", ha asegurado, para incidir en que la mayor preocupación de la institución son las renuncias "y el por qué las mujeres no confían en las administraciones públicas". Estos datos se registraron en un año en el que fueron asesinadas en España 54 mujeres por los hombres con los que mantenían o mantuvieron una relación de pareja, sólo once de las cuales habían interpuesto denuncias por malos tratos contra ellos.

Informes sobre las asesinadas con denuncia previa

Para Carmona, "no se puede consentir que una mujer que denuncia tenga que fallecer a manos de su pareja, es algo intolerable", y por eso, ha anunciado que el Observatorio elaborará "informes pormenorizados" sobre cada una de las víctimas mortales para conocer "qué fallo ha habido". Asimismo, ha invitado al Ministerio del Interior a sumarse a esta institución para mejorar la coordinación, como encargado de la protección policial de las víctimas.

El balance, elaborado con datos de los 106 Juzgados de Violencia sobre la Mujer (JVM) y los 355 con competencias compartidas en el territorio nacional, revela que el 70,5% de las denuncias fueron presentadas por las propias mujeres, frente a un 14,6% resultado de atestados policiales y un 11,5% fruto de partes de lesiones. Sólo en un 1,5% de los casos fueron familiares o allegados de las víctimas quienes acudieron a denunciar y en un 1,9% lo hicieron servicios asistenciales.

Por territorios, el informe indica que Andalucía, Baleares, Canarias, Comunidad Valenciana y Murcia fueron las comunidades con mayor tasa de denuncias por habitante: entre 33,6 y 33,9 por cada 10.000, el doble que en Castilla y León, Extremadura, Galicia, La Rioja, Navarra y País Vasco, donde las tasas fueron de entre 16,5 y 19,2. Respecto a las medidas adoptadas, se solicitaron 32.831 órdenes de protección, un cinco por ciento menos que en 2012, y cerca del sesenta por ciento fueron estimadas. En el 55,5% de los casos quien lo pedía aún mantenía la relación de pareja con el denunciado.

En menos del 3% se suspendió el régimen de visitas 

Derivadas de estas órdenes de protección, se adoptaron 59.597 medidas penales, especialmente órdenes de alejamiento (86,2% de los casos), prohibición de comunicación (84,2%) y prohibición de volver al lugar en que se cometió la agresión (12%). Menos numerosas fueron las medidas civiles, 15.116, la mayoría sobre prestación de alimentos y atribución de la vivienda. Sin embargo, sólo en un 6,7% de los casos se acordó la suspensión de la guardia y custodia de los hijos, en un 3% la suspensión del régimen de visitas y en un 0,3%, de la patria potestad, tasas que Carmona explica por la libertad de los jueces para adoptar o no este tipo de medidas y que contrastan con el objetivo de que la Ley Integral de Medidas de Protección para la Violencia de Género proteja a los niños como víctimas de estos delitos.

Carmona ha señalado que esta es la dirección en la que se está trabajando, como prueba que por primera vez en 2013 se recogieran estadísticas de menores huérfanos de la violencia machista, un total de 42, y asesinados en el marco de estos delitos, seis, cuyos casos fueron instruidos en juzgados especializados en violencia machista y sentenciados con el agravante de parentesco. "Me consta que desde el Ministerio Fiscal se considera que el fallecimiento de un menor a manos de la pareja de la madre puede ser por violencia de género y en esos casos se ha solicitado que se inhiba a los Juzgados de Violencia sobre la Mujer (...) lo que significa que las víctimas van a estar atendidas por personal especializado", ha señalado la presidenta del Observatorio.

Más de mil menores enjuiciados desde 2007

Los JVM celebraron el año pasado 9.164 juicios de faltas (el 43% rápidos), el 87% por vejaciones injustas o injurias. Junto a los juzgados de lo Penal y las Audiencias Provinciales dictaron 47.144 sentencias penales de las que el 60% fueron condenatorias. No obstante la tasa oscila en función del tribunal: 74,2% de condenas en los Juzgados de Violencia sobre la Mujer entre 28.832 asuntos y 79% de condenas en las Audiencias Provinciales en 351 sentencias.

Destaca que los Juzgados de Menores enjuiciaron en 2013 a 151 menores de edad por delitos de violencia de género e impusieron medidas a 133 de ellos, un 4,8% más que en 2012, cuando fueron 144 los enjuiciados. Carmona ha alertado en este sentido, en que se están "reproduciendo clichés machistas" entre los más jóvenes que acaban por traducirse en violencia sobre las mujeres con las que se relacionan. Un total de 1.073 chicos menores de 18 años han sido enjuiciados por delitos o faltas de violencia de género en España desde el año 2007, cuando el Observatorio comenzó a recoger esta estadística. La cifra más alta se dio en el año 2011, cuando los menores juzgados ascendieron a 172, frente a los 147 que se habían registrado en 2010. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios