Día Europeo de la Salud Prostática

La próstata: una asignatura pendiente

  • Un chequeo periódico con un urólogo a partir de los 45 años, una dieta sana baja en grasas, evitar la obesidad y la ingesta abusiva de alcohol o tabaco, entre las recomendaciones de los expertos por el Día Mundial de la Salud Prostática

Los expertos recomiendo visitar al urólogo con frecuencia. Los expertos recomiendo visitar al urólogo con frecuencia.

Los expertos recomiendo visitar al urólogo con frecuencia.

Como cada 15 de septiembre se celebra el Día Europeo de la Salud Prostática, efeméride con la que se pretende concienciar a la población de la importancia de la prevención para no sufrir en el futuro enfermedades relacionadas con la próstata.

La próstata es el órgano más frecuentemente afectado por enfermedades del hombre mayor de 50 años, siendo las patologías más habituales la hiperplasia benigna de próstata (HBP) y el cáncer de próstata. De hecho, el aumento de tamaño de la próstata es uno de los mayores problemas de salud del varón adulto, una enfermedad que sufren el 60% de los hombres adultos de más de 60 años y hasta un 90% de mayores de 75.

En el Día Europeo de la Salud Prostática, el doctor Juan Arocena, Jefe del Servicio de Urología del Hospital Vithas Xanit, nos explica algunas cosas básicas sobre las enfermedades de próstata. “El cáncer de próstata es el segundo mas frecuente en varones”, revela Arocena. “Existen causas genéticas y ambientales que pueden favorecerlo, por ejemplo un asiático tiene menos riesgo que un afroamericano pero si el asiático se muda a América del Norte su riesgo aumenta”, afirma.

Uno de cada tres hombres padecerá cáncer de próstata alguna vez en su vida, con una incidencia en nuestro país de más de 34.000 nuevos casos cada año, pero también “tiene una alta tasa de curación si se detecta a tiempo y se diagnostica rápidamente”, advierte el doctor José Ángel Gómez Pascual, Jefe del Servicio de Urología del Hospital Quirónsalud Málaga.

Otra de las patologías más comunes entre los hombre de más de 50 años es hiperplasia benigna de próstata (HBP) que puede causar múltiples molestias al hombre.

Como explica Arocena, “la próstata, al crecer de forma benigna puede provocar dificultad para orinar, sangrado, infecciones, piedras e incluso fallo renal, por eso se recomiendan revisiones periódicas con un urólogo a partir de los 45 años”.

“Existen cada vez mejores pruebas diagnósticas como la resonancia multiparamétrica, biopsia líquida o por fusión que facilitan enormemente su diagnóstico y tratramiento”, prosigue el Jefe del Servicio de Urología del Hospital Vithas Xanit, que además explica que existen técnicas como “radioterapia o cirugía abierta, laparoscópica o robótica son opciones para la patología maligna” y otras mínimamente invasivas “como láser verde o holmium y vapor de agua, entre otras, que se emplean para tratamiento de la patología benigna obstructiva”.

Respecto al tratamiento con vapor de agua, “aunque existen tratamientos farmacológicos para esta patología, uno de sus principales problemas es que suelen perder eficacia con el paso del tiempo y que, en más de un 60% de los casos, producen alteraciones en la esfera sexual de las personas como eyaculación retrógrada, cuando el semen que va a ser eyaculado se redirecciona hacia la vejiga. El nuevo tratamiento con vapor de agua no afecta de ninguna forma al ámbito sexual del paciente, lo cual supone una gran ventaja frente a otros tratamientos convencionales”, añade el especialista.

La técnica Rezum, como se denomina este nuevo tratamiento, inyecta vapor de agua directamente en la próstata, lo que produce la muerte celular del tejido que ha crecido, que es eliminado posteriormente por el propio organismo, consiguiendo evitar de esta forma los problemas ocasionados por este crecimiento.

“Se trata de una técnica no invasiva, que ya se emplea desde hace varios años en países como Estados Unidos, Suecia, Canadá o Reino Unido, y que se está introduciendo ahora en España, siendo Vithas Xanit el primer hospital de la provincia de Málaga que dispone de esta novedosa técnica”, explica el Dr. Arocena.