Sociedad

El dinero estafado por los padres de Nadia podría superar el millón de euros

  • Al parecer, la cantidad inicialmente estimada de 600.000 euros habría ido aumentando a medida que ha avanzado la instrucción del caso.

  • La Audiencia de Lérida confirma la suspensión cautelar de la patria potestad a los progenitores.

Los padres de Nadia Nerea.

Los padres de Nadia Nerea. / M. G.

La cantidad económica estafada por los padres de Nadia, la niña de once años de Organyà (Lérida) enferma de tricotiodistrofia cuyos progenitores están acusados de gastarse el dinero de las donaciones destinadas a su tratamiento, podría superar el millón de euros.

Así lo asegura el diario local Segre, que señala que fuentes cercanas al caso confirman que Fernando Blanco y Maragarita Garau habrían estafado más de un millón de euros y no los cerca de 600.000 que los Mossos fijaron inicialmente como cantidad "derrochada" por los progenitores de la menor.

Y es que la policía autonómica estableció con la investigación que acabó con la detención de los padres de la niña que, desde 2008, estos habían recaudado, a través de donativos, 918.000 euros, de los cuales Blanco y Garau gastaron unos 600.000 euros en otros fines que no fueron el tratamiento de la pequeña. Pero al parecer esta cantidad habría ido aumentando a medida que avanza la instrucción del caso y se analizan más en profundidad las cuentas de la familia, aunque los Mossos d'Esquadra no han querido confirmar esea extremo al haber secreto de sumario en el caso.

Por su parte, la Audiencia Provincial de Lérida ha desestimado el recurso de los padres de Nadia contra la medida de suspensión de la patria potestad acordada por el juez instructor del caso al considerar el tribunal que dicha suspensión es procedente para evitar "la instrumentalización" de la niña.

Los progenitores recurrieron la suspensión cautelar de la patria potestad por considerar la medida improcedente por hallarse la menor escolarizada, alimentada y atendida, en un ambiente familiar estructurado, con relaciones sociales, con asistencia sanitaria y sin sufrir abandono o perjuicio alguno.

Sin embargo, en conformidad con el Ministerio Fiscal, la Audiencia considera que la medida sí es ajustada a derecho y procedente debido a que fue adoptada con el fin de proteger a la menor. "En el presente supuesto el juez ha valorado tanto la existencia de indicios delictivos como el riesgo objetivo para la víctima. Como resultado de la investigación policial se desprenden elementos indiciarios de la comisión de un delito de estafa por parte de los investigados, que se habrían estado lucrando partiendo de la enfermedad de su hija menor", señala el tribunal.

El auto explica, en este sentido, que para cometer la estafa, presuntamente, los progenitores de la niña "se sirvieron de una asociación para la tricotiodistrofia, a través de la cual han recaudado importantes sumas de dinero, no resultando acreditado que tales cantidades hayan sido destinadas a tratamientos de la menor, sino a gastos de mantenimiento ordinario familiar e incluso suntuario".

A la vista de todo el material aportado a la causa, sigue la Audiencia, "no puede descartarse la consideración de víctima de la menor, cuando menos a través de su utilización como medio o instrumento para la ilícita obtención de importantes recursos económicos por parte de sus progenitores, lo cual se contrapone de forma evidente al correcto ejercicio de las obligaciones derivadas de la potestad parental", por lo que considera procedente la medida recurrida.

La suspensión de la patria potestad, según la Audiencia, "resulta procedente al objeto de evitar dicha instrumentalización y las inherentes consecuencias negativas que la misma conlleva para el normal y correcto desarrollo de la menor", sin prejuicio de que pueda ser revisada durante la instrucción de la causa, de manera que la medida solo deberá mantenerse mientras resulte estrictamente necesaria para la salvaguarda de los derechos de la menor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios