Sociedad

La contaminación traerá una primavera con un polen más agresivo para los alérgicos

  • Los expertos advierten que los síntomas empezarán este mes y se agudizarán en abril, mayo y junio

El elevado índice de contaminación ambiental que han registrado algunas ciudades españolas en el pasado mes de febrero, así como los cambios bruscos de temperatura experimentados en los últimos meses desencadenarán, esta primavera, una temporada de alergias "mucho más larga y agresiva".

Así lo auguraron los expertos de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (Seaic) reunidos ayer para presentar las Previsiones de los índices de polen que se esperan para los próximos meses.

En palabras del coordinador del Comité de la Seaic, Francisco Feo, estos fenómenos van a alterar la fisiología de las plantas, potenciando la agresividad del polen y advirtió que, aunque los más de seis millones de alérgicos que hay en España comenzarán a notar los síntomas este mes, "será en abril, mayo y junio, cuando estos se agudicen".

"La contaminación es uno de los factores más prevalentes en este sentido, en especial la causada por el tráfico de vehículos", destacó el experto, que explicó que cada vehículo produce un kilogramo de contaminantes por cada 100 kilómetros recorridos".

En este sentido, afirmó que la toxicidad no sólo afecta a las vías respiratorias, sino que también se deposita en el suelo, afectando directamente a las semillas, las raíces y al desarrollo de la planta, lo que convierte a los pólenes en "más alergénicos y potentes".

Además, "el cambio climático, con presencia de fenómenos meteorológicos extremos, como lluvias, tormentas y frío alternado con temperaturas muy elevadas para la época, provocará una prolongación de la temporada polínica, adelantando su inicio y retrasando su finalización", explicó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios