Semana Santa

El primer pregón del alcalde

  • Dos días después de anunciar que no acudirá al Nazareno, González sí asistió al anuncio de la Semana Santa

Comentarios 2

Muchas miradas se dirigieron en la mañana de ayer, en los prolegómenos del pregón de Jesús Devesa, al Palco Municipal del Teatro Falla. Allí, donde el Consejo volvió a establecer que se sentaran las autoridades -en contra de la opinión del pregonero, que había manifestado su deseo de que las representaciones se sentaran en el escenario-, ocupaba el sillón correspondiente el alcalde de la ciudad, José María González. Cuarenta y ocho horas después de anunciar que no asistirá representativamente a la procesión del Nazareno, al acto de imposición del bastón de mando ni a la tribuna del Palillero (ni él ni su equipo de gobierno), el alcalde sí estuvo ayer con los cofrades en el pregón de la Semana Santa. González, que vistió la protocolaria chaqueta y corbata para la ocasión, se sentó al lado del obispo diocesano, Rafael Zornoza.

Curiosamente, fue la representación del Partido Popular (el anterior equipo de gobierno de la ciudad) la menos presente en el Falla. Sólo el portavoz del grupo municipal, Ignacio Romaní -que llegó bien empezado el acto- estuvo en el palco municipal, donde también coincidieron el teniente de alcalde de Hacienda, David Navarro; los portavoces de PSOE y Ciudadanos, Fran González y Juan Manuel Pérez Dorao; y el edil socialista José Pacheco. No habría rastro del grupo de Ganar Cádiz, siendo curiosamente su segunda representante, la concejal Eva Tubío, la responsable de las cofradías (que dependen de la Concejalía de Cultura, según el organigrama del propio equipo de gobierno). Este palco lo completaban el delegado episcopal de Hermandades, Juan Enrique Sánchez; el presidente del Consejo, Martín José García; y los máximos responsables de la Policía Local.

El teatro registró una buena entrada para seguir en vivo y en directo el anuncio de la Semana Santa que haría Jesús Devesa. En las primeras filas del patio de butacas se sentaron los hermanos mayores de las corporaciones de la ciudad, además de familiares y amigos cercanos al pregonero. En los palcos se repartían representaciones de algunas hermandades, además de la permanente del Consejo, el director del Secretariado de Hermandades, Alfonso Caravaca; y público en general.

El foso lo ocupó la banda de música Filarmónica de Conil, que participó al inicio del acto y que pondría luego el epílogo con la interpretación del Himno Nacional. Y sobre el escenario, a la izquierda del atril se elevaría la cruz de guía de la hermandad de Borriquita, flanqueada por dos palmas tan características de esta hermandad y con cuatro faroles pertenecientes también a la corporación del Domingo de Ramos. Al fondo, reposteros del Consejo de Hermandades y de la ciudad de Cádiz eran el único abrigo que encontró el pregonero en el primer Domingo de Pasión de José María González como alcalde de la ciudad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios