Cuaresma

El recuerdo de los que no pueden estar

  • La cuadrilla de la Virgen del Caído lucirá en sus camisetas el 'pescadito' de Gabriel

  • Vera-Cruz dedica una marcha a una hermana fallecida en diciembre

Cirio dedicado a Gabriel. Cirio dedicado a Gabriel.

Cirio dedicado a Gabriel.

Comentarios 1

Las coronas de flores que coronaban palios o cruces de Crucificados antiguamente dio paso en su momento al crespón negro que se colocaba en varales o candelabros de guardabrisas para significar la pérdida de algún ser querido en una hermandad o algún personaje relevante de la sociedad que lo mereciera. Pero ese gesto parece quedar en desuso, dando lugar últimamente a otros detalles con mayor carga significativa, como están anunciando las hermandades de cara a esta próxima Semana Santa.

El pequeño Gabriel Cruz centra por ahora la máxima atención. En los últimos días ya se anunció el recuerdo en la candelería del palio de Vera-Cruz, cuyos cirios ya han sido pintados por José María Gallardo (como aparece en la foto adjunta a estas líneas); o la pintura del piscis en otro cirio, en este caso en el segundo tramo del cortejo de La Cena, donde un pequeño de ocho años lo portará tras haber expedido la hermandad la papeleta de sitio del menor almeriense.

Ahora es la hermandad del Caído la que anuncia una nueva iniciativa en recuerdo de Gabriel: los cargadores de la Virgen de los Desamparados, Dolorosa de la hermandad, lucirán en sus camisetas el próximo Martes Santo el símbolo cristiano del piscis en recuerdo de este pequeño "y de todos los niños que mueren a causa de la sinrazón humana", explican desde la corporación. "Los hermanos cargadores con este gesto nos recuerdan que el amor de Dios está por encima del odio y la violencia, y se solidarizan con el dolor de las madres, llevando sobre sus hombros a María Santísima de los Desamparados", trasladan desde el Caído.

Otro gesto que recordará las ausencias lo anunciaba también ayer la hermandad de Vera-Cruz. En este caso, en relación a una hermana fallecida el pasado diciembre y que pese a sus 83 años de edad no dejó de acompañar cada Lunes Santo a la Virgen de la Soledad formando parte de la penitencia. Esta persistencia de la hermana (Josefa Domínguez) ha querido ser reconocida por la hermandad dedicándole la marcha procesional Siempre tras tu manto, compuesta por Roberto Domínguez -hijo de la fallecida- inspirándose en el himno de la hermandad, Mi Cristo dormido. Domínguez contaba ya en su haber con otras tres marchas, además de otros motetes y plegarias, dedicadas a Vera-Cruz, estrenándose esta última el próximo Lunes Santo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios