Semana Santa en San Fernando Desamparados abre la última tarde en la plaza de San José

  • La hermandad estrena una jornada que se aleja de la incertidumbre de los días anteriores 

  • Ha sido una de las tardes en la que más gente se ha podido ver en el centro 

El Viernes Santo dura poco. Y sabe todavía a menos. A las seis y media de la tarde se ha puesto en marcha el cortejo de la hermandad de los Desamparados para recorrer el centro de La Isla a paso lento. Y apenas cuatro horas después, el Santísimo Cristo de la Sangre estaba de nuevo de vuelta en la cuesta de la calle San José buscando su recogida bajo la luna llena de Pascua que las nubes habían ocultado hasta ahora. 

Atrás dejaba la hermandad una tarde tranquila, apenas ensombrecida por las nubes que pudieron verse en sus inicios. Pero nada que ver con las dos agitadas jornadas anteriores que han dejado a La Isla con una Semana Santa a medias. Otra vez. 

Las previsiones, a pesar de la lluvia que hizo acto de presencia por la mañana, eran buenas. Así que las hermandades de la tarde se lo tomaron con calma, que es lo que procede en esta jornada. Y la tarde se afianzó en todos los sentidos. Ha sido uno de los días en los que más gente se ha podido ver en el centro. 

La hermandad de los Desamparados fue la primera en salir en este Viernes de negro consolidando una elegante línea que se ha ido cuajando en los últimos años y que refrenda a la última tarde de la Semana Santa isleña como la gran jornada de las hermandades de silencio. 

También fue la primera en recogerse recordándo a los isleños lo efímero que es el Viernes Santo. Y también, claro, la Semana Santa.  

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios