San Fernando

Un informe de Intervención descarta la remunicipalización de servicios

  • El documento pone de manifiesto las restricciones presupuestarias con las que choca este planteamiento y afirma que legalmente sería imposible aumentar la plantilla a esos niveles

Un operario de los servicios de mantenimiento de parques y jardines, en plena faena. Un operario de los servicios de mantenimiento de parques y jardines, en plena faena.

Un operario de los servicios de mantenimiento de parques y jardines, en plena faena. / nacho frade

Un informe de Intervención descarta prácticamente cualquier posibilidad de acometer en el Ayuntamiento la remunicipalización de servicios, una cuestión que ha orbitado en torno al debate político desde comienzos del mandato -toca ahora renovar dos grandes contratos como son la limpieza y recogida de basuras y el mantenimiento de parques y jardines- y en la que ha insistido especialmente el grupo municipal Sí se puede (Podemos San Fernando).

Las conclusiones, no obstante, son categóricas. Aunque quisiera, el Ayuntamiento no tiene capacidad ni medios para afrontar una posible remunicipalización de servicios de este calibre dadas las restricciones a las que están sometidos los gastos de personal y los límites presupuestarios que tiene la Oferta de Empleo Público.

La única opción -sostiene- sería que la plantilla actual se hiciera cargo de estos servicios

La única posibilidad que se admite en este informe del interventor sería la de afrontar la prestación directa de estos servicios a remunicipalizar a partir de una reorganización de la plantilla actual con la que cuenta el Ayuntamiento, algo que a todas luces resulta imposible de llevar a la práctica dado el numeroso personal que se necesita para ello. Y máxime teniendo en cuenta que una de las principales carencias que lastra el Consistorio desde hace ya bastantes años es, precisamente, la falta de funcionarios.

Los argumentos expuestos en este informe, solicitado a raíz de una propuesta planteada en el pleno, dejan prácticamente zanjado el debate de la remunicipalización. Al menos, por el momento. De hecho, el principal valedor de esta propuesta, el grupo municipal Sí se puede, en el pasado mes de julio, favoreció con su abstención la aprobación de la propuesta del equipo de gobierno para sacar a licitación el nuevo contrato para el mantenimiento de parques y jardines, que seguirá en manos de una empresa especializada, tal y como lo ha hecho en los últimos años. Una postura que bien puede explicarse a raíz de los contundentes argumentos expuestos en este informe de Intervención, que es anterior a la votación.

Entre los criterios expuestos en este análisis se recuerda así que la actual legislación presupuestaria impide un incremento superior al uno por ciento en lo que se refiere a los gastos del personal al servicio del sector público, lo que ata de pies y manos al Ayuntamiento en aras de la estabilidad presupuestaria y la sostenibilidad financiera de las entidades locales.

Tampoco -se expone- tiene el Consistorio "plena disposición" en lo que toca a la creación de nuevas plazas en la plantilla municipal dada la tasa de reposición que marca la ley y que necesariamente limita la Oferta de Empleo Público. E igualmente se impiden las contrataciones temporales y el nombramiento de funcionarios interinos salvo casos excepcionales y muy concretos.

Al Ayuntamiento, prácticamente, le resulta imposible dotarse de una plantilla para hacer frente a los servicios a remunicipalizar. Además, se recuerda, la pretensión de integrar directamente a los empleados de las empresas adjudicatarias en el Ayuntamiento -como se ha expuesto en el debate político- sería imposible e incumpliría la ley al no haber sido seleccionados estos trabajadores a través de un procedimiento abierto, público y que respete los principios constitucionales de igualdad, mérito y capacidad.

La única fórmula posible a la que podría acogerse el Ayuntamiento llegado el caso de que optara por remunicipalizar algunos de estos servicios sería pues la de utilizar al personal municipal de carácter fijo tras la oportuna reorganización. Sería -señala este informe- lo único que no plantearía problemas legales y que además permitiría al Consitorio cumplir con las restricciones de de gastos de personal, lo que en la práctica viene a cerrar el debate de la remunicipalización.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios