San Fernando

Sus Majestades, a bordo

  • Felipe VI y el Rey emérito don Juan Carlos regresan al 'Juan Sebastián de Elcano' antes de que emprenda su 90 crucero de instrucción y tras la puesta a punto del buque-escuela.

Comentarios 3

Ha cumplido 90 años pero está en plena forma. El buque-escuela de la Armada, el Juan Sebastián de Elcano, aguarda en el muelle de La Carraca, en San Fernando, para volver a echarse a la mar en menos de diez días. El emblemático navío acaba de ser sometido a una importante puesta a punto, uno de los trabajos de modernización más relevantes y de mayor entidad de todos los que se han acometido durante su larga vida. Durante cinco meses -desde agosto de 2017 hasta finales del pasado mes de enero- ha sido objeto de intensas reformas en la factoría isleña de Navantia para garantizar su operatividad de cara al futuro, que viene a ser lo mismo que asegurar la continuidad de las tradiciones más arraigadas de la Armada.

Los Reyes, en el Juan Sebastián de Elcano. Los Reyes, en el Juan Sebastián de Elcano.

Los Reyes, en el Juan Sebastián de Elcano. / Fito Carreto

Y ese legado marino se hizo especialmente presente ayer durante el acto -castrense pero también entrañable- que tuvo lugar en las dependencias militares del Arsenal de La Carraca y que presidieron los dos Reyes, Felipe VI y don Juan Carlos. Ambos monarcas se desplazaron hasta San Fernando para conocer de primera mano el resultado de esta importante puesta a punto del buque-escuela poniendo así de manifiesto también el vínculo histórico que une a la Casa Real con el Elcano. Fue además la primera visita conjunta que ambos monarcas realizaron a la provincia, lo que deparó una imagen inédita a bordo del buque. De hecho, habría que remontarse más de 30 años atrás en el tiempo -cuando el príncipe Felipe realizó su crucero de instrucción como guardiamarina a bordo del Elcano- para contemplar una imagen similar a la que ayer brindó la Casa Real en San Fernando. Muchos isleños, por cierto, recordaron ayer con cierta añoranza esta otra ocasión.

La ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, acompañó también a los Reyes en este acto que revistió una gran importancia para la Armada dada la feliz coincidencia de dos fechas redondas. La primera, la del 90 cumpleaños del buque y el comienzo -en cuestión de días- del 90 crucero de instrucción que le llevará de nuevo a surcar los mares ejerciendo también como embajador de España. Y la segunda, la conmemoración del quinto centenario de la primera vuelta al mundo, completada por el marino español que da nombre al célebre bergantín-goleta. Ayer, de hecho, se aprovechó también la visita de los Reyes para izar el gallardete con el logo de este quinto centenario a bordo del Juan Sebastián de Elcano. Fue otro de los gestos de la jornada.

A bordo se dieron cita numerosos ex comandantes del buque-escuela, a los que la Armada congregó para compartir este momento con los Reyes antes de que el Elcano se eche de nuevo a la mar en los próximos días.

Tras saludarlos -después de ser recibidos con honores por la dotación- Felipe VI, don Juan Carlos y la ministra de Defensa se adentraron en el interior del buque para conocer a fondo el resultado de los trabajos que se han llevado a cabo para poner al buque-escuela en perfecto estado de revista.

El Juan Sebastián de Elcano zarpará de Cádiz el próximo 11 de febrero para iniciar su crucero de instrucción número 90, una singladura muy especial ya que será la primera vez en la que el buque-escuela afrontará el desafío de cruzar el cabo de Hornos, en el punto más meridional de América. En su travesía -a la que pondrá el punto final el 11 de agosto con su regreso a Cádiz- tiene previsto hacer escala en los puertos de Funchal (Portugal), Las Palmas de Gran Canaria, Montevideo (Uruguay), Río de Janeiro (Brasil), Buenos Aires y Ushuaia (Argentina), Punta Arenas y Valparaíso (Chile), El Calleo (Perú) y, tras cruzar el nuevo canal de Panamá, Charleston (EEUU). Desde allí regresará a la capital gaditana poniendo punto final al crucero de instrucción. A bordo del Elcano, en esta ocasión, navegarán bajo el mando del capitán de navío Ignacio Paz un total de 188 marinos, de los que 61 son alumnos guardiamarinas e infantes de Marina.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios