Moción

AxSí reclama un plan extraordinario de vivienda para San Fernando

  • La formación lleva a pleno la reducción del 50% de la renta de vivienda pública de los hogares en situación de vulnerabilidad

Vista aérea del centro de San Fernando.

Vista aérea del centro de San Fernando. / Román Ríos

Andalucía por Si (AxSí) propone al gobierno de San Fernando que reduzca en un 50% las rentas de las viviendas municipales de inquilinos en situación de vulnerabilidad hasta el mes de octubre, cuatro meses después de terminar el estado de alarma por el coronavirus. "Muchos hogares no pueden hacer frente a esta obligación que también supone que mermen aún más ingresos", defiende el portavoz del grupo municipal andalucista, Fran Romero. La formación lleva este tema y la aprobación de un plan extraordinario de vivienda público para alquiler social al próximo pleno.

Las medidas en materia de vivienda pública adoptadas por el equipo de gobierno resultan "insuficientes" a juicio de la formación andalucista, que durante el estado de alarma ha exigido en varias ocasiones que se pusieran en marcha acciones para paliar los problemas a los que se enfrentaban los arrendatarios. 

En el texto de la moción que se lleva al pleno del jueves, Romero hace un repaso de las decisiones del gobierno municipal: permitir a principios de abril retrasar el pago a los inquilinos que lo solicitasen e inyectar a la empresa municipal de suelo (Esisa) 280.000 euros para pagos a terceros, "pero ni un céntimo de euro para reducir las rentas en lo más mínimo". 

AxSí critica que el gobierno optase por el aplazamiento del pago frente a la otra alternativa decretada por el Gobierno central: reducir en un 50% la renta de los hogares en situación de vulnerabilidad. "Esta segunda opción de verdadero compromiso social que el Estado ofrece ha sido ignorada por el gobierno municipal", lamentan. Romero demanda que el equipo de gobierno rectifique puesto que lo normativa permite prolongar esta reducción de la renta cuatro meses más allá del estado de alarma, de julio a octubre.

La formación andalucista advierte de que muchos hogares no pueden hacer frente a los arrendamientos que supone una merma más de sus ingresos, por eso cuestiona que no se haya convocado la línea de subvenciones para ayudar a las familias vulnerables. "Desde el presupuesto de 2018 existe una partida de 100.000 euros para este fin", recuerda.

Para Fran Romero las circunstancias obligan a contar con un plan extraordinario de vivienda para familias en riesgo de exclusión social que ponga marcha cuanto antes la construcción de promociones de vivienda pública protegida, así como la adquisición pública de viviendas por parte del Ayuntamiento para destinarlas en ambos casos a alquiler social. "Así cumplimos un doble objetivo: acceso a una vivienda digna como derecho fundamental y dinamización económica del sector de la construcción", finaliza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios