San Fernando

AxSí San Fernando retoma en el pleno el debate de la Ley Celaá para reclamar consenso

  • Aboga por la bajada de la ratio y por la participación de los centros concertados 

Una niña carga con su mochila al hombro Una niña carga con su mochila al hombro

Una niña carga con su mochila al hombro / Román Ríos

La Ley Celaá vuelve hoy al debate del pleno en San Fernando, donde la enseñanza de los colegios concertados, que se ve amenazada por la nueva norma, tiene un peso especial. Esta vez será el grupo municipal de AxSí San Fernando el que abordará la cuestión en forma de moción para dejar clara su postura al respecto, reclamar desde el Ayuntamiento isleño un consenso en materia educativa -algo que, insiste, no cumple la propuesta del Gobierno de España- disminuir la ratio y garantizar la enseñanza gratuita de 0 a 3 años. 

"Que hayamos sufrido ocho reformas educativas durante la democracia resulta vergonzoso. Es una constante de los distintos gobiernos la utilización partidista y la manipulación política de lo más sagrado, la educación de nuestros hijos", señala el portavoz del grupo municipal, Fran Romero

"Hablando de educación en el ámbito político, el objetivo no puede ser conseguir portadas de periódicos vendiendo medias verdades, sino analizar los problemas y las necesidades de la ciudadanía. Hay que atender a realidades, no a utopías, primar la coherencia, legislar a largo plazo con consenso y dar la mejor de las soluciones a un asunto tan importante como la educación", señala. 

La Ley Celaá -asegura el concejal andalucista- atiende más a aspectos políticos que a solucionar los problemas reales de la educación. Pero lo peor, advierte, es que se lleva a cabo sin consenso, lo que la condena al fracaso. "La Ley nueva nace con una fecha de caducidad muy corta para ser uno de los pilares fundamentales en los que debe basarse el futuro de un país", dice. 

AxSí insiste además en el protagonismo que los centros concertados tienen en la educación, especialmente para lograr bajar la ratio. "Es imprescindible bajar la ratio para asegurar el futuro de la educación. Entendemos los centros concertados como complementarios y actores necesarios para responder a esta demanda de la comunidad educativa. No será posible bajar la ratio en las actuales circunstancias y, por tanto, atender con más calidad al alumnado sin la participación de los centros concertados", apunta. 

Además, en lo referente a la educación especial, la nueva Ley "debe reforzar la inclusión del alumnado con necesidades educativas especiales, así como prever tanto en los centros ordinarios como en los centros específicos de educación especial los recursos presupuestarios, personales y materiales necesarios para que sea la más adecuada".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios