Día Mundial de la Investigación en Cáncer El empeño por cambiar el rumbo

  • El Día Mundial de la Investigación contra el Cáncer reivindica los esfuerzos de empresas e instituciones por cambiar el futuro de la oncología

  • Un 40% de los ensayos clínicos aprobados el último años son del área oncológica

Los protagonistas principales de la investigación son la industria del medicamento, el sector privado de I+D, el mundo académico y los centros y hospitales públicos. Los protagonistas principales de la investigación son la industria del medicamento,  el sector privado de I+D, el mundo académico y los centros y hospitales públicos.

Los protagonistas principales de la investigación son la industria del medicamento, el sector privado de I+D, el mundo académico y los centros y hospitales públicos. / M.G.

El pasado jueves 24 de septiembre, se celebró el Día Mundial de la Investigación en Cáncer, que tiene como objetivo concienciar a la sociedad para que impulse y otorgue reconocimiento al esfuerzo investigador en cáncer. Se estima que el número de casos seguirá aumentando en las próximas décadas hasta alcanzar los 29,5 millones de personas aquejadas de algún tipo de tumor en 2040. 

La biomedicina mantiene su empeño por cambiar el rumbo del cáncer. Según recoge Farmaindustria, durante 2020, y a pesar de la pandemia por coronavirus, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) ha continuado autorizando ensayos clínicos de medicamentos, en especial oncológicos. Según los datos del Registro Español de Estudios Clínicos (REEC), hasta el 15 de septiembre se ha dado luz verde a un total de 698 ensayos, de los cuales cerca del 40% se enmarcan en el área de oncología y un 20% son para enfermedades infecciosas, aquí se concentra el impulso a la I+D contra la Covid–19, seguidos de los ensayos para patologías del sistema nervioso central, cardiovasculares y enfermedades raras o poco frecuentes. Aun en los meses más duros de la crisis sanitaria, las compañías farmacéuticas han abierto nuevos ensayos clínicos para los pacientes oncológicos, cuando era la única alternativa terapéutica para ellos.

En la última década la superviviencia de los pacientes ha crecido progresivamente

“En este día de celebración mundial es importante destacar también el compromiso que durante estos meses han seguido manteniendo los investigadores en el reclutamiento de pacientes con cáncer, en un entorno adverso e inédito para la práctica clínica, lo que ha permitido a los laboratorios promotores seguir adelante con los ensayos clínicos en marcha”, afirma la responsable de la Plataforma de Medicamentos Innovadores de Farmaindustria, Amelia Martín Uranga.

La investigación oncológica es una de las que más ha evolucionado en los últimos años, gracias a un cambio de paradigma con la irrupción de la genómica. Muchos pacientes pueden ya participar en unos nuevos modelos de ensayos clínicos, los llamados umbrella (donde los pacientes con un mismo tipo de cáncer se asignan a diferentes ramas de tratamiento dirigido contra sus mutaciones), basket (en los que participan pacientes con diversos tipos de tumores que comparten una alteración genética) o adaptativos (que ofrecen una posibilidad, planificada previamente, de modificar uno a varios aspectos del ensayo para racionalizar y optimizar el proceso).

En España, la supervivencia tras el diagnóstico de un tumor está aumentando de forma progresiva, situándose en el 55,3% para los hombres y en el 61,7% para las mujeres, según el último informe de la Red Española de Registros de Cáncer. Especialmente significativos son los avances vividos por la clínica en tumores como los de mama, próstata, tiroides, melanoma o Linfoma de Hodgkin, todos con índices de supervivencia a los 5 años superiores al 80%.

Además de la industria, la investigación académica también es esencial para el desarrollo de la investigación en oncología. “La investigación es la razón por la que el pronóstico de los pacientes con cáncer ha mejorado progresivamente y permite que conozcamos mucho más la biología de los diferentes cánceres, lo que nos da pie a profundizar en las debilidades de cada tumor e identificar tratamientos adecuados para cada tipo de cáncer”, afirma el doctor Miguel Martín, presidente del Grupo de Investigación en Cáncer de Mama (Geicam).

Para el doctor Martín, aunque la aportación de la industria farmacéutica es esencial para conseguir nuevos tratamientos, esta no siempre financia estudios que responden a cuestiones que interesan a los pacientes y profesionales sanitarios. “El problema con la investigación clínica en Europa son las dificultades para encontrar financiación para hacer estudios clínicos que no son interesantes para la industria farmacéutica por motivos como que el fármaco ha perdido la patente, pero que sí son relevantes para los pacientes y los clínicos. Cuando un fármaco está en el mercado, todavía hay muchas cuestiones que se pueden investigar sobre él”, afirma el doctor Martín, que opina que en este punto la investigación académica juega un papel clave.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios