Granada - Nueva biblioteca en el Virgen de las Nieves

Leer, una buena receta para la salud

  • El Hospital Virgen de las Nieves ha creado una biblioteca para usuarios que ya dispone de más de mil títulos

El poeta alemán Heinrich Heine dijo: "Donde se quiere a los libros también se quiere a los hombres". Esta es la máxima del nuevo proyecto del Hospital Virgen de las Nieves, que ha creado una biblioteca para sus pacientes, una iniciativa pionera que cuenta con la solidaridad de la gente para hacerla posible.

La idea la llevaban gestando desde hace años, pero no ha sido hasta ahora cuando ha podido echar a andar. "El proyecto de crear una biblioteca en el hospital fue del jefe de Personal Subalterno, José María Cotarelo, y ahora lo que hemos hecho es adaptarlo a nuestras posibilidades y hacerlo factible con el trabajo de un hospital", cuenta la subdirectora de Relaciones con el Ciudadano, Celia Arroyo.

El aspecto más destacado del proyecto es la procedencia de los libros. Todo son donaciones tanto de pacientes y familiares como de trabajadores. "Hay gente que ha dado uno pero tenemos hasta colecciones y bibliotecas completas de hogares de personas que han fallecido o de gente que hace reforma en la casa y no sabe qué hacer con los libros".

Así, poco a poco, han conseguido tener ya documentados más de mil libros y otros cientos a la espera de ser revisados e informatizados para pasar a los fondos de esta biblioteca hospitalaria.

La temática, el número de páginas, el idioma y la antigüedad son libres. Así, hay desde clásicos como El Quijote, El Buscón o El Lazarillo de Tormes hasta más contemporáneos como El Médico o La Sombra del Viento. Se completa la biblioteca con ejemplares de novela, historia, política, jardinería, informática, cocina, biografías, ...

Físicamente, la biblioteca está en la planta baja del Hospital General, aunque también hay otra en el Hospital de Traumatología (libros más largos por las características de la estancia en este hospital) y otra en el Materno, en este caso con libros todos de temática infantil.

La solicitud de los libros puede realizarse por varias vías. Los controles de enfermería de cada planta disponen de un catálogo actualizado de libros que se pueden consultar para hacer la petición. Además, en la web del hospital hay un enlace especial con la biblioteca en el que se encuentran todos los títulos disponibles con una ficha que incluye el autor, el tema, el idioma, el número de páginas y el centro en el que está físicamente ubicado. "El número de páginas es importante porque según la estancia del paciente puede escoger unos u otros. Aunque puede llevárselo para terminarlo en casa, aunque pedimos la colaboración de todos para que no se pierdan los fondos y que los pueda disfrutar el máximo número de personas".

A la hora de leerlo, cuando se hace la solicitud del libro lo llevan a la habitación los celadores, aunque también se puede bajar a la biblioteca a leer, opción elegida sobre todo por familiares para desconectar un poco.

"La iniciativa es muy válida tanto para pacientes como familiares ya que las horas en un hospital se hacen muy largas", indicó Arroyo.

El hospital está abierto a seguir recibiendo donaciones, que se pueden hacer directamente a los servicios de Atención al Usuario de todos los centros del hospital o entregándolos a los celadores con uniforme naranja.

Para informar sobre este recurso, el hospital va a comenzar a dar a cada paciente ingresado un marcapáginas con el funcionamiento de la biblioteca, los teléfonos de información y la forma de donar libros.

Tags

más noticias de SALUD Y BIENESTAR Ir a la sección Salud y Bienestar »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios