Provincia

No hubo sorpresa en Chipiona y sólo Rota estrena alcalde en la Costa Noroeste

  • El PP mantiene la Alcaldía chipionera sin acuerdo alguno entre PSOE e IU Los ayuntamientos de Rota y Sanlúcar, según lo previsto, serán para los socialistas

Esta vez no hubo sorpresas. El Partido Popular se hizo con la Alcaldía de Chipiona con su mayoría simple y, tal y como se esperaba, Rota será la única localidad de la Costa Noroeste que estrene alcalde, el socialista José Javier Ruiz Arana. Según lo previsto, su compañero Víctor Mora fue también elegido alcalde en Sanlúcar y en Trebujena, lo fue Jorge Rodríguez, con la mayoría absoluta conseguida por IU en uno de sus bastiones de la provincia. Ambos repiten en el cargo aunque encabezaban por primera vez las listas de sus partidos.

Pero el interés se centraba en Chipiona por ser la incógnita en la comarca. En el ambiente, se notaba, aunque poco duró la incertidumbre. El primero de los votos emitidos por los concejales, cuyo recuento hizo el propio Antonio Peña al presidir la mesa de edad, fue para Isabel María Fernández, candidata de IU, pero el segundo fue para María Naval, cabeza de lista socialista, lo que descartaba cualquier tipo de pacto . "Ya he visto todo lo que tenía que ver", decía una espectadora que abandonaba en ese momento la sesión . Otros, opinaban lo contrario. Muchos aplausos y alivio entre los partidarios del Partido Popular cuando se conocía el desenlace.

La portavoz de IU, Isabel María Fernández, fue la única que aludió al posible pacto con el PSOE para arrebatar la Alcaldía al PP. De hecho, centró todo su discurso en esta cuestión. La concejala defendió la "legitimidad" de su fuerza política para "postularse" como alcaldesa por ser la única formación que subió en número de votos y concejales. Fernández preguntó públicamente "cómo va a explicar el PSOE a esos ciudadanos que reclaman un cambio en Chipiona que ha optado por poner al frente del Ayuntamiento a un alcalde del PP pendiente de aclarar asuntos con la justicia antes de dar esa posibilidad a un partido de izquierdas sin mochilas judiciales con el único argumento de la diferencia de un concejal, cuando hace cuatro años la diferencia era de cinco ediles". Por su parte, la candidata del PSOE, María Naval, eludió el asunto y optó por defender en términos generales los planteamientos de su partido en materia de lucha contra la corrupción y la crisis, transparencia, igualdad y participación ciudadana; elogiando, de paso, la gestión de Susana Díaz al frente de la Junta de Andalucía entre el run run del público.

El alcalde electo, el popular Antonio Peña, cerró la sesión con un discurso en el que, en primer lugar, recordó la "crispación política" y el "caos económico" que se encontró cuando fue elegido regidor en 2011, para posteriormente defender su gestión en los últimos cuatros años. "No os vamos a defraudar. Chipiona nos necesita a todos unidos", terminó su intervención.

En Rota, en un salón de Plenos abarrotado, además de otra sala habilitada con pantallas, recuperó el poder el PSOE después de doce años. El pacto de gobierno suscrito el día antes con Izquierda Unida permitió que José Javier Ruiz Arana fuera elegido con doce votos, uno más de los que dan la mayoría absoluta. El clima fue cordial y los discursos de las formaciones apostaron por la mano tendida al nuevo gobierno, aunque tampoco faltaron alusiones a los casos de corrupción y la última condena de la ex alcaldesa Eva Corrales, que vivió en primera fila el Pleno.

Roteños Unidos y el Partido Popular destacaron sus logros en estos años en los que han compartido gobierno. Sus portavoces manifestaron que se inicia un camino con las semillas que ellos han dejado y dijo que harán una oposición sin enfrentamiento y "sin llevar la política a los juzgados". El socialista Daniel Manrique también se refirió a que han sido "años duros para el gobierno saliente y para la oposición" con la crisis y la corrupción, pero se acordó de toda la gente honrada.

El nuevo alcalde agradeció el apoyo de la gente y de IU -Sí se puede se queda en la oposición- y dijo que hará de Rota "la ciudad de las personas" con un "nuevo grupo listo para gobernar". Ruiz Arana recordó algunas de sus propuestas, como una reorganización de la estructura del Ayuntamiento, la reducción de los cargos de confianza o declarar Rota municipio libre de deshaucios. Dijo estar orgulloso de ser alcalde pero que su sueño es que dentro de cuatro años los que estén orgullosos sean los ciudadanos. "Entonces sabremos si ha merecido la pena".

En Sanlúcar, el socialista Víctor Mora salió elegido alcalde con los únicos votos de los nueve concejales electos del PSOE, que no suman mayoría absoluta en el Pleno del Ayuntamiento. Tal y como estaba previsto, las demás formaciones políticas (PP, IU, Por Sanlúcar sí se puede y Ciudadanos) votaron a sus respectivos candidatos en una sesión que se celebró en un abarrotado Auditorio de la Merced.

Mora emplazó a la oposición a "abrir un nuevo tiempo de diálogo y de acuerdos" para "solucionar los problemas que afectan de verdad a la ciudad" más allá de "intereses partidistas o de grupos". La lucha contra el paro y la conmemoración del V Centenario de la Primera Vuelta al Mundo, así como la resolución de "asignaturas pendientes" como la remodelación del acceso de la ciudad por la carretera de El Puerto fueron algunos de los asuntos que abordó en su discurso con vistas al nuevo mandato. "Mi compromiso es el mismo que cuando asumí la responsabilidad de la Alcaldía hace un año y medio: no es el momento de grandes promesas ni de proyectos faraónicos, sino de trabajar 24 horas al día por Sanlúcar de manera honrada, honesta, eficaz y diciendo siempre la verdad", manifestó. Los grupos de la oposición coincidieron en señalar como "prioridad" la creación de empleo y casi todos aludieron a la citada conmemoración que se celebra en el cuatrienio 2019-2022 como una oportunidad histórica para Sanlúcar. Los parlamentarios sanluqueños de Ciudadanos en la Junta, Juan Marín y Sergio Romero, estuvieron presentes.

En Trebujena, Jorge Rodríguez tomó posesión del cargo de alcalde con el respaldo de los siete concejales de IU, que suman una nueva mayoría absoluta en el Consistorio trebujenero. El candidato socialista, Miguel Guerra, obtuvo el apoyo de los ediles del PSOE -uno de los cinco no pudo asistir a la sesión-, en tanto que el único concejal de la agrupación Por Trebujena sí se puede, David González, se votó a sí mismo. En su discurso, el regidor destacó que "el principal objetivo del programa de gobierno de IU" en el nuevo mandato será la creación de empleo con medidas como "la dinamización del tejido empresarial", "la puesta en funcionamiento del suelo industrial para que las empresas puedan instalarse en la localidad" y "un plan de actuación para fomentar la actividad comercial y recreativa" en el centro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios