Sentencia sobre el pago del Impuesto de Actos Jurídicos

"Con esta inseguridad jurídica no vamos a ninguna parte"

  • Notarios gaditanos aprecian un "parón" en su actividad después de que el Tribunal Supremo haya dejado en el aire si es la banca o el cliente el que debe asumir el pago de un impuesto hipotecario

Un escaparate publicita las condiciones de hipotecas de una entidad financiera. Un escaparate publicita las condiciones de hipotecas  de una entidad financiera.

Un escaparate publicita las condiciones de hipotecas de una entidad financiera. / D.C.

Comentarios 2

Tan sólo 72 horas después de que el Tribunal Supremo haya dado marcha atrás en su decisión de obligar a la banca, y no a los clientes, a asumir el pago de un impuesto hipotecario, los efectos colaterales no se han hecho esperar. Notarios gaditanos hablan de un "parón" fulminante en lo que se refiere a la firma de asuntos hipotecarios en la provincia de Cádiz. La actividad notarial ha quedado en stand by después de que el Alto Tribunal haya reculado sobre sus propios pasos.

"Con esta inseguridad jurídica no vamos a ninguna parte", ha declarado a este medio el conocido notario gaditano José Ramón Castro. "Hipotecarse no es una decisión fácil ni que se tome a la ligera. Los clientes necesitan saber cuánto van a pagar, por eso es fundamental que el Supremo aclare su doctrina cuanto antes".

Por el momento, según ha explicado Ramón de Castro, determinados bancos han dado instrucciones a las entidades gestoras para que comprueben la provisión de fondo y no cobren el impuesto de actos jurídicos a los prestatarios. Otros, por contra, mantienen este recaudo como se ha venido haciendo hasta ahora. "Cada entidad financiera tomará su propia decisión hasta que se conozca la resolución definitiva del Supremo", ha dicho el notario gaditano. 

Según José Ramón Castro, las tramitaciones hipotecarias "no se pueden parar sine die". Tanto clientes como entidades bancarias están inmersos desde el pasado viernes en una "inseguridad jurídica absoluta" que debe "solventarse" a la mayor brevedad posible. "Si tarda, échate a temblar, porque la actividad económica, que pasa mucho por la financiación, tiene que seguir adelante".

"El Derecho, ha señalado Ramón Castro, tiene dos pilares fundamentales: la Justicia y la seguridad jurídica, y, de momento, ésta última se está padeciendo después de que el Supremo se haya desdicho de lo dicho", ha concluido.

De otra parte, desde el Consejo General del Notariado han indicado que el pago del polémico impuesto hipotecario de actos jurídicos "es una cuestión fundamentalmente fiscal". Los notarios, aducen, están informando a los agentes implicados de la situación actual y especifican que "la decisión final es de las partes que firman el préstamo hipotecario". "El deber del notario, por tanto, es informarles", han afirmado. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios