Provincia

Los liberales inician una revuelta contra el divorcio

  • Vince Cable, líder del partido, pide a los moderados que apoyen un segundo referéndum

El líder del Partido Liberal Demócrata británico, Vince Cable, llamó ayer a las facciones "moderadas" del resto de formaciones políticas del Reino Unido a apoyar la convocatoria de un nuevo referéndum que pueda evitar la "pesadilla" del Brexit.

En el discurso de clausura de la conferencia anual de los liberaldemócratas, la cuarta fuerza parlamentaria del país, con doce escaños, Cable acusó a los "fundamentalistas" del Brexit de ser indiferentes a los "años de sufrimiento económico" que puede conllevar la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE).

El líder liberaldemócrata urgió a la primera ministra británica, la conservadora Theresa May, a convocar una consulta sobre el eventual acuerdo acerca de las condiciones de salida de la Unión Europea (UE) al que llegue con Bruselas, un referéndum que la jefa de Gobierno ha descartado hasta ahora.

Cable se definió como el líder de "la cruzada para dar a la gente la última palabra" en cuanto al futuro del Reino Unido en Europa y criticó a las dos principales agrupaciones británicas, el Partido Conservador y el Partido Laborista, por haber rehusado defender una nueva consulta.

"Los dos grandes partidos han dejado de ser dos amplias iglesias para convertirse en cultos intolerantes. Todos aquellos que cuestionan la fe no son bienvenidos" en ellos, sostuvo ante los afiliados congregados en Brighton (sur de Inglaterra).

"La historia registrará que los liberaldemócratas estuvieron en el lado correcto del debate del Brexit", declaró Cable.

En su intervención, el antiguo ministro de Empresas británico puntualizó que no se debe confundir a los partidarios de limitar la inmigración en el Reino Unido con el "racismo". "No acepto la idea de que querer que se gestione la inmigración, igual que se hace con otras partes de la economía, es una forma de racismo. Tachar a todos los votantes a favor del Brexit de racistas es sencillamente erróneo y contraproducente", sostuvo el líder liberaldemócrata, que afirmó asimismo que ciertas partes del país creen que han sido "dejadas atrás" y se sienten víctimas de "la desindustrialización y la globalización".

Cable participó de la tradicional recepción que el Gobierno de Gibraltar organiza durante la conferencia de esta formación, a cargo del viceministro principal del Peñón, el liberal demócrata Joseph García.

Cable expresó su pleno apoyo a Gibraltar y a su gente en el futuro, mientras que García recalcó que los gibraltareños no quisieron el Brexit. "Votamos no y no lo apoyamos", dijo el político, quien subrayó que el 96% de los que votaron en junio de 2016 en la Roca lo hicieron para permanecer en la UE. García explicó que entiende que no existe conflicto a la hora de ser británico y europeo a la vez, pero que lamentablemente el electorado en el Reino Unido no lo había visto así. Por último recalcó la importancia de una frontera fluida tras el Brexit para España y para Gibraltar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios