Pesca

El nuevo acuerdo de Pesca con Marruecos entra en su recta final

  • Ahora deberá ser ratificado también por el Parlamento alauita y refrendado por el rey Mohamed VI antes de entrar en vigor

Barcos con base en el puerto de Barbate en una imagen de archivo. Barcos con base en el puerto de Barbate en una imagen de archivo.

Barcos con base en el puerto de Barbate en una imagen de archivo. / Manuel Aragón Pina (Barbate)

La de ayer fue una mañana de nervios en la sesión del Parlamento Europeo celebrada en Estrasburgo. Se votaba a las 12.30 horas en el hemiciclo europeo el nuevo acuerdo de pesca, pero había muchas voces discordantes entre eurodiputados, ONG y movimientos conservacionistas que se oponían a su ratificación al incluir las aguas costeras del Sáhara Occidental.

Finalmente, salía adelante ese tratado de pesca con 415 votos a favor, 189 en contra y 49 abstenciones. La Eurocámara rechazaba además una cuestión previa planteada por los opositores al tratado, que querían antes de la votación, pedir un informe técnico sobre la legalidad del mismo.

Así, habían planteado dudas respecto a sí el nuevo texto se ajustaba a la sentencia del Tribunal Superior de Justicia Europeo (TSJE), que había negado a Marruecos la capacidad de negociación sobre las aguas saharauis sin la participación del propio pueblo saharaui. Esa propuesta no prosperó de manera que el acuerdo fue aprobado, aunque esto no cierra la puerta a posibles demandas que, a partir de ahora, pueda plantear el propio Frente Polisario.

Ahora queda que Marruecos haga lo propio en su Parlamento, debiendo ser refrendada esa aprobación por el rey Mohamed VI, lo que permitiría su entrada en vigor de forma inmediata, aunque con una salvedad, el caladero marroquí está sometido durante los meses de febrero y marzo a una parada técnica, por lo que los pescadores no podrían regresar a esas aguas hasta el próximo 1 de abril en la modalidad de cerco.

La Unión Europea (UE) deberá pagar a Marruecos por el acceso a sus aguas una media anual de 52 millones de euros, de los que 12 millones aproximadamente deberán ser abonados por los propios armadores europeos. A cambio, el país norteafricano permitirá faenar en sus aguas a 128 barcos europeos, entre ellos 92 españoles, siendo una veintena de ellos del puerto de Barbate y otros tantos de Conil.

La flota pelágica industrial europea aumentará sus posibilidades de pesca desde las 85.000 toneladas del primer año de aplicación del acuerdo hasta las 90.000 del segundo año y las 100.000 del tercero y del cuarto.

Las primeras reacciones han llegado del ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, quien expresaba su satisfacción tras esta aprobación, ya que unos 90 buques españoles podrán volver a faenar en las aguas marroquíes.

En esa misma línea se pronunciaba la vicepresidenta de la Comisión de Pesca de la Eurocámara, Clara Aguilera, quien también destaca el esfuerzo que se ha precisado para llegar a esta aprobación.

El presidente de la Federación Andaluza de Cofradías de Pescadores, Manuel Fernández, ha señalado como “bastante importante” este paso dado teniendo en cuenta que afecta sobre un número relevante de barcos y por “el desahogo” que supone para el Golfo de Cádiz. En este sentido, ha apuntado que en esta zona se producirá una menor presión pesquera y podrán aumentar los recursos pesqueros para aquellas embarcaciones que se quedan faenando en el Golfo de Cádiz.

Por su parte, el presidente de la Asociación Barbateña de Empresarios Pesqueros (Abempe), Tomás Pacheco, mostraba su satisfacción por este respaldo que garantiza una segunda opción para los pescadores barbateños. También satisfacción en la Cofradía de Pescadores de Barbate, cuyo patrón mayor, Alfonso Reyes destacaba la importancia que tiene para la flota de cerco del municipio volver a faenar en esas aguas

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios