Alerta sanitaria Salud retira por listeriosis una morcilla elaborada y distribuida en la provincia de Cádiz

Algunas válvulas de escape

Con las cifras actuales no es lógico que regiones como Andalucía tengan el mismo confinamiento que Madrid

Poco a poco los ciudadanos vamos comprendiendo que superar la pandemia del coronavirus va a ser mucho más complicado y lento de lo que creímos en un principio. Incluso, hay prestigiosos científicos que apuntan a que habrá que continuar con las medidas de distanciamiento social (la única arma certera que, por ahora, tiene la humanidad) hasta el año 2022. Lo cierto es que, aunque ya se está consiguiendo superar la crisis hospitalaria del inicio de la pandemia, todavía, como reconoció ayer Pedro Sánchez en su discurso a la nación, queda mucho para derrotar definitivamente al Covid-19, por lo menos hasta que se encuentre una vacuna (los cálculos más optimistas apuntan a unos seis meses) o se consiga hacer test a toda la población para saber quiénes se deben aislar para romper la cadena de infecciones. Por tanto, el Gobierno, como se esperaba, ha vuelto a ampliar el confinamiento quince días más, por lo que como mínimo se extenderá hasta el 9 de mayo. Sin embargo, la mejora de las siniestras cifras del coronavirus ha permitido que el Ejecutivo acceda a dos peticiones que cada vez eran más clamorosas: que se permita una cierta relajación en el confinamiento de los menores y que se empiece a dar un tratamiento territorial a la desescalada del confinamiento. Es evidente que algunas regiones, entre las que se encuentra Andalucía, tienen una situación menos grave que, por ejemplo, Madrid, por lo que no tiene sentido que en esta fase de la pandemia se exija el mismo nivel de confinamiento para ambos lugares. El Gobierno debe tener en cuenta, además, que el confinamiento no sólo afecta a los niños y adolescentes, sino también a la salud mental y física de los adultos, lo cual puede tener graves repercusiones en el futuro. Es hora de que, en las zonas donde sea pertinente, y siempre con todas las garantías sanitarias, se permita a los adultos hacer deporte o pasear de forma individual a ciertas horas del día. Todavía quedan muchos meses de pandemia y hay que permitir algunas válvulas de escape.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios