La azotea

J.M. / Sánchez / Reyes

retrato

ESO de que 20 años no es nada, querido Gardel, habría que ponerlo en cuarentena. En dos décadas puede pasar de todo. Que le pregunten a la Familia Real. O al pintor Antonio López, con nombre de calle de Cádiz desagradable para el peatón. Ayer presentaba su 'Retrato de la Familia de Juan Carlos I', que comenzó a pintar en 1994. "Cuando éramos felices", pensará el monarca padre. Cuando no había entrado en casa el yerno imputado, aunque Elena ya le hablaba a Marichalar, despidiéndose ambos cada noche en la casapuerta del Palacio. El retrato, 20 años después, sería muy distinto. Tanto el pictórico como el psicológico. Más arrugas, más disgustos, más elefantes... Ya quisiera Don Juan Carlos darle al botón 'pa atrás', el 'REW' que rebobina, y plantarse en 1994. No será posible. La Familia Real está más retratada que nunca y a uno de sus yernos le debe tocar 'retratarse'.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios