Educación Los días festivos y los lectivos en el puente de diciembre

El pregonero de Cádiz

Es un éxito de todos los que han intervenido en su nombramiento como pregonero de Semana Santa

Aquí, en Cádiz, no hace falta aclarar, como ocurre en Sevilla o en la vecina Jerez de la Frontera, que cuando se habla de un pregonero es el de la Semana Santa. Por eso cuando leí en este Diario de Cádiz que el Ayuntamiento había nombrado pregonero de la Semana Santa de este año al periodista Fernando Pérez Cabrales, la noticia me llenó de satisfacción, porque el elegido conoce muy bien la Semana Santa de Cádiz y hasta ahora no siempre el pregonero reúne los conocimientos y afición para este galardón, que es uno de los más apreciados por los devotos de la Semana Santa procesional.

Conocí a Fernando hace muchos años, cuando vino a saludarme con ocasión de la Semana Santa habiendo recibido yo un encargo igual al que ahora se le hace y fue en la iglesia de San Felipe Neri, donde habíamos coincidido. Desde entonces y sobre todo en la Semana Santa no hemos dejado de vernos y tengo en gran aprecio su amistad y sus conocimientos del tema, que no siempre los pregoneros tienen. Enhorabuena pues al presidente del Consejo de Hermandades y Cofradías de Cádiz por su elección indudablemente acertada y también al personal del Ayuntamiento, que confirma esta elección. Leo otra cualidad del pregonero que no conocía: la exportación de la Semana Santa de Cádiz fuera de la ciudad y se cita la procesión magna de este año "que ha puesto a la Semana Santa de la ciudad de Cádiz en el mapa de toda Andalucía."

En su entrevista del Diario habla de "poner en valor" como ahora se dice, nuestra Semana Santa. Afirma que esta ha ido cambiando para bien y la que él conoció en los años ochenta no tiene nada que ver con la actual. Pues pueden imaginar la que yo conocí en los años cuarenta, de la que conservo en mi memoria muchos pasajes. La policía municipal, con uniforme de gala, que abría el desfile es de los mejores recuerdos.

Repito, un éxito de todos los que han intervenido en su nombramiento y puede suponer que, de ahora en adelante, se busque para pregonero, uno como el actual: un cofrade vinculado a una cofradía y que haya podido vivir dentro de ella las ilusiones de las reformas y los disgustos de las peleas o de la insuficiencia de fondos para todo lo que se quiere hacer. Con él tendríamos un buen embajador de nuestra Semana Santa de Cádiz.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios