LÍNEA DE FONDO

Pedro Manuel / Espinosa / Pespinosa@diariodecadiz.com

El ejemplo del 'boxing day'

Mientras que en España y en media Europa los jugadores están de vacaciones, en Inglaterra se juega

LOS ingleses, que algo sabrán de esto del fútbol, no descansan en Navidades. Su Liga, la mejor del mundo actualmente, incrementa las jornadas con el motivo supremo de divertir al que paga, al aficionado. Por eso, en Inglaterra ayer se vivió una jornada especial, tradicional, a la que llaman boxing day y que pone fin a la primera vuelta del campeonato. En seis horas se condensan todos los encuentros para disfrute de los que verdaderamente están de vacaciones, los que pagan. El fútbol es un espectáculo atípico pero es un espectáculo al fin y al cabo. Lo que ocurre es que a veces los protagonistas se sienten lo más importante, se sitúan en otra dimensión, por encima del bien y del mal, sin darse cuenta que el día que el que paga decida emplear su dinero en otro entretenimiento el negocio se habrá acabado.

En Inglaterra tienen claro que el cliente siempre es lo primero y lo llevan a rajatabla. Paran los días necesarios para cenar con la familia y poco más. A las 48 horas toca jugar. Hasta tres jornadas por semana para cubrir las horas de asueto. Aquí no existen los viajes a Sudamérica con vuelos que se retrasan, excusas ni maritatas. Aquí hay que jugar porque los clubes pagan cientos de millones de libras semanales a sus estrellas y lo hacen para que diviertan a sus socios, como meros actores, que es lo que son, aunque, en su mayoría, muy bien pagados.

Ayer, media España disfrutó con fútbol de competición, inglés, pero balompié del mejor, mientras que en la península se preparan bolos entre selecciones autonómicas inútiles.

La Premier League inglesa es ahora mismo el espejo donde la Liga de Fútbol Profesional española debiera mirarse. No sólo en temas como el boxing day, sino a la hora de vender sus derechos televisivos en paquetes conjuntos o de disputar partidos de promoción fuera de su territorio. La Premier va camino de convertirse en la NBA del fútbol mundial.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios