Ser o no ser

José Guerrero 'yuyu' /

Ni para coplas de carnaval

AL Cádiz siempre se le ha cantado en carnavales, especialmente cuando no marchaba bien, es decir, la mayoría de los años. Un mayo numero de coplas dedicadas al conjunto amarillo en el concurso reflejaba, sin necesidad de consultar hemerotecas, un año de ruina, de gran "sangangui" futbolero. Coplas a Linares, a Mágico González, a la soga de fondo sur para colarse, a la visera de Carranza, han quedado como iconos de nuestro carnaval y hasta los propios afectados las recordaban con cariño. Este año, por tanto, debería haber sido un año idóneo para el cachondeo futbolístico, vista la temporadita que estamos haciendo. Pues ni por esas, oiga.

Escasas menciones a la campaña del Cádiz, que ya no inspira ni a los autores carnavalescos. Tan solo El Selu ha sabido reflejar a la perfección en ese pasodoble la indiferencia que destila este equipo. Un macro estadio para jugar donde jugamos, un equipo del que, como dice Selu, si quitas a ocho y pones a otros siete no pasa nada, jugadores desconocidos y afición que no se pierde nada si llega al partido media hora tarde. Mejor descrito, imposible. Coincido con El Selu en que el título de "chirigota" le viene grande a este equipo. Una chirigota es algo con bastante más trabajo que esto que estamos padeciendo cada semana en Carranza y hasta las chirigotas compiten por algo, cosa que parece no existir en el Cádiz de este año. Este Cádiz no está ni para la preselección. En el mejor de los casos, y con un jurado benévolo, se cuela en cuartos y ahí ya se queda sin repertorio. Olvídense, por supuesto, de semifinales y ya de Final ni hablamos. En las últimas funciones está mejorando un poquito el repertorio, pero no acaba de romper. Y lo peor es que no están aprovechando el tipo que llevan. Un hermosa vestimenta, que no disfraz, de camisa amarilla y calzonas (como decimos en Cádiz) azules que llenaría de orgullo a muchos futbolistas deseosos de formar parte de esta agrupación. Pero nada, ni tipo, ni puesta en escena ni nada. El Cádiz anda al borde del cajonazo gordo y a base de buscarlo se lo puede llevar. El equipo debería aprender del Carnaval, donde no se vive del nombre y donde de un año para otro se pasa de la gloria a la miseria.

Y lo peor es que nadie sabe donde está el problema de la agrupación. Si en el director, si en los componentes o si es que con esto que tenemos no damos para mas. Este es de los años en los que sabes que tu agrupación no gusta y estás loco porque se acabe el concurso, pero lo menos que se le puede pedir al equipo es entrega y acabar este penoso carnaval de manera digna y sin servir de cachondeo. Lo triste es que ni para servir de cachondeo está este Cádiz, como "uno carvo der tó y otro con muchos pelos…" que cantaban los Tres Notas Musicales del Peña y el Masa.

Pues hoy toca de nuevo función de tarde y tampoco se espera gran cosa. A veces se echa de menos en Carranza que se pudiera echar el telón y que saliera otra cosa. Pero que va. Eso solo pasa en los espectáculos serios. Y esto no lo es.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios