Alerta sanitaria Salud retira por listeriosis una morcilla elaborada y distribuida en la provincia de Cádiz

Cateto a babor

Andadores

El andador es la misma historia del puchero, que le gusta a los niños pequeños y a los abuelos

Hay elementos que en nuestra sociedad pasan desapercibidos, que no comentamos pero que cuando pasan por delante de tu vida le empiezas a dar importancia. Mi madre utiliza desde hace un par de años para moverse un andador. Para los que no sepan lo que es, se trata de un artilugio con 4 ruedas sobre el que se apoya las manos y que permite que no haya que forzar las piernas para andar.

Mi madre ha ganado gracias a este artilugio que tampoco es un prodigio de tecnología punta (que yo sepa no lleva ningún microchip ni necesita conexión 5G para funcionar) una gran calidad de vida. Le permite cada mañana ir por "los mandaos" que es una de sus principales aficiones y buscarle un pescaito a su niño. El otro día me hizo, por cierto, una corvina con chícharo que estaba pa matarse…lo digo únicamente a título informativo.

El artilugio lleva, además, su cestita para poner los mandaos, para llevarse un libro, o para la rebequita cuando hace relente.

He buscado por internet, el del 5G, información sobre quien inventó el andador y no he encontrado nada. Porque la verdad es que me gustaría agradecerle a la persona que se le ocurrió la buena idea que tuvo. Es curioso que utilizamos el mismo artilugio al principio de nuestras vidas, cuando aprendemos a andar, y también cuando estamos más talluditos y necesitamos aprender a hacerlo todo despacito y con muchas paradas. Es la misma historia del puchero, que le gusta a los niños pequeños y a los abuelos.

Creo que es necesario que a veces nos detengamos a hablar de las cosas pequeñas, de esas cuestiones que pasan todos los días por delante de nuestras gafas y lentillas y no le damos importancia. Sin embargo, para las personas como mi madre, a las que ya las piernas le funcionan a media jornada, estos aparatos, tan sencillos le dan la vida y les permiten disfrutar de algo que para las personas de su edad, tiene gran importancia, la independencia.

Quizás el andador no tenga tanta trascendencia como el 5G, ni el wasap o como puñetas se escriba, pero para muchas personas es un gran invento. Si no observen las calles de Cádiz y verán la cantidad de usuarios que tienen los andadores. A su inventor le podemos dar también un aplauso…y un cuarto kilo de langostinos de Sanlúcar, que le hará mucha más ilusión.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios