Con la venia

Fernando Santiago

fdosantiago@prensacadiz.org

Agua va

Aguas de Cádiz va a poner 100 fuentes de agua que nadie ha pedido ni necesita y que terminarán siendo un asco

Una de las últimas medidas adoptadas por el PSOE en el gobierno de la ciudad fue la segregación de los SMAES y la privatización parcial de la nueva empresa de electricidad. Aguas de Cádiz se ha convertido en una empresa exitosa con cerca de dos millones anuales de beneficios sostenidos gracias a la elevada suma del recibo del agua. Solo la cuarta parte de lo que usted paga cada mes corresponde al consumo , el resto es la forma que tiene el Ayuntamiento, la Junta y la Administración Central de cobrarnos la recogida de basura, la depuración de aguas residuales y cualquier otro concepto que se les ocurra, como se hace con el recibo de la luz sin ir más lejos. En Aguas de Cádiz, por ahora, nos hemos librado de las albas del campo de turno aunque en cualquier momento se creará una mesa de participación ciudadana e incluso una marea que, llegado el caso, tendría un nombre de lo más ajustado, solo le faltarían los asesores políticos. De aquel SMAES histórico pasamos a Eléctrica y Aguas de Cádiz actual y gracias a la ingente caja de esta última (16 millones cada año) Ramoní pudo pagarle al director de su tesis un estudio innecesario que coincidía con su propia tesis (no sean ustedes mal pensados, pura casualidad, no hay plagio ni trato de favor) una gestión tan boyante que fue pródiga en cuchipandas de Campari y gambas blancas. Eso sí, Ramoní tenía dada la instrucción de que las inversiones que se hiciesen fueran todas a la vista. Nada de colectores y alcantarillas que nadie podía ver. No importaba si cada dos por tres se inundaban los Callejones, la calle Nueva o La Laguna. Se le achacaba al mal tiempo y a otra cosa. Tampoco importaba que no se renovasen las conducciones de agua potable en Loreto que condujo a la megacrisis del barrio cuando se tuvo que cortar el suministro. A pesar de los pesares, Ramoní sigue de concejal y participa en el sanedrín de amigos de Antonio Sanz que decide el futuro del PP gaditano. Podemos ha alternado acciones necesarias, como limpiar el colector de San Juan de Dios después de 80 años, con otras dedicadas a la política como el informe sobre el suministro de agua a Loreto con destino a machacar al adversario y no a mejorar la vida de los gaditanos. Ahora Aguas de Cádiz va a arreglar una de las calles en peor estado de la ciudad, Veedor, muy al estilo del tiempo del PP y, oh sorpresa, a poner 100 fuentes de agua que nadie ha pedido ni necesita. Estas fuentes terminarán convertidas en un asco por mucho diseño que dicen tener, que estamos en Cádiz y todos nos conocemos.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios