Análisis

José guerrero 'yuyu'

Sin confianzas, por favor

En muchas ocasiones la falta de efectivos se suple con la famosa testiculina de Camacho

901 años después de que Alfonso I "El Batallador" conquistara Zaragoza en 1118 el Cádiz volvió a hacerlo. Y van ya unas cuantas desde su retorno a Segunda División. Si Napoleón Bonaparte en la Guerra de la Independencia hubiera contado con el equipo de Cervera, Zaragoza hubiera caído bastante antes, se hubiera puesto como se hubiera puesto Agustina de Aragón. El Cádiz gana, y lo hace de una manera tan contundente que para algunos empieza a mostrarse desagradable. Hay quien opina que el Cádiz no sabe jugar al fútbol, que viene a destrozar el juego de los contrarios a aprovechar las únicas oportunidades que tiene. Pues miren ustedes, de eso exactamente se trata el fútbol. El bonito deporte de balompié se trata de defender lo mejor posible y aprovechar al máximo las oportunidades que tengas. Todo lo demás es pura ojana.

De nada te vale marcar 14 goles si el contrario te mete 15. De nada te sirve jugar de maravilla si acabas perdiendo. De nada te sirve tener 1.000 oportunidades y no meter ni una. Aprovechar la única, o las dos únicas oportunidades que tengas no es ningún defecto, es una enorme virtud. Y ojo que esto también es válido para nuestros rivales, lo que pasa es que ahora nos sonríe la vida. Al que no le gusta como juega el Cádiz, agua y ajo, que ahí está el resultado. Y terminado lo de Zaragoza empezamos a pensar en el siguiente. Partido envuelto desde el principio en una polémica por el número de jugadores disponibles del Málaga. Pero en la mañana de ayer el Comité de Competición dictaminó que el partido se jugaría, con el argumento tan aplastante de que si el Málaga no completó las 25 fichas a las que tiene derecho cada equipo no puede venir ahora diciendo que le falta jugadores. Más claro, agua. Así que esta tarde habrá partido en La Rosaleda.

Un partido con trampa, un partido complicado. Hay quien piensa que, por el excelente momento que vive el equipo cadista y la horripilante situación deportiva y social de Málaga, este partido va a ser pan comido. Pues mucho me temo que no. De hecho puede que sea uno de los partidos más complicados a los que nos vayamos a enfrentar esta temporada. El Málaga está tocado pero no muerto. Imagino que en la Costa del Sol no ha caído nada bien que no se haya aplazado el partido y querrán vengarse de todo el que haya tenido algo que ver en esta resolución. Esta tarde habrá ganas de vendetta. Y en muchas ocasiones la falta de efectivos se suple en el fútbol con la famosa testiculina de Camacho. Esa hormona ha sido responsable de muchas gestas futbolísticas cuando todo parecía perdido. Así que ojito con el partido de esta tarde que la confianza nos puede matar.

No es ningún secreto que las ligas, los títulos, los ascensos, se pierden en los partidos donde más fácilmente cree uno que va ganar. Para el partido esta tarde hay que abstraerse de todo lo que lo ha rodeado, ponerse el mono de trabajo e intentar ganar el encuentro como si nada hubiera pasado. Si salimos pensando que el partido está ganado, malo.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios