DIARIO DE CÁDIZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Análisis

francisco andrés gallardo

A 'La Voz'

El trabajo universitario destaca a Homer como un emprendedor al que sólo le falta método

En primer lugar, el horario de Antena 3 con La Voz muestra respeto a los espectadores, un gesto intangible que no se refleja de inmediato en las cuentas de resultados, pero reorienta el camino. Concluir un talent en España pocos minutos después de la medianoche es casi un detalle a la clase media.

El programa de las sillas giratorias (donde las audiciones a ciegas es la fase más atractiva) ha llegado envuelto en celofán de estreno en su actual cadena, pero es un formato bien engrasado que ha regresado en plena forma, con toda la experiencia de Boomerang. No es nuevo pero se ha generado sensación de acontecimiento inédito. En Antena 3, tras una promoción que ha llegado a ser extenuante hasta adquirir tintes de pesadez, el formato ha tomado un ritmo más vivo, reduciendo intermediarios en las presentaciones, aunque se perciban las ediciones de montaje, y reciben más peso las historias humanas como la del arranque. Qué alegría encontrar una andaluza como Linda Rodrigo, que ya está entre las favoritas, cantando soul y no copla ni sevillanas. Andaluces para el mundo.

Aquella presentadora de Se llama copla, Eva González, se curtió en Canal Sur y terminó de fajarse entre las cazuelas de Masterchef. No es mejor que Jesús Vázquez (por ahí lo tiene difícil) pero tiene una labor casi de segundo plano, lo mejor que le puede ocurrir a la de Mairena. Está en su mejor momento personal y profesional y tiene un largo recorrido en Antena 3. La Voz no le requiere bajar tan al foso como le sucede al paisano Roberto Leal en OT. Eva conecta con los concursantes y el cristal sin tener que llegar al empalago.

A los coaches parecía pesarles más el estreno y ya apareció la posibilidad del bloqueo, que es uno de los alicientes de la nueva etapa. El nivel de concursantes es alto. Era de prever. Y asegura que habrá mucha emoción por surtido y listón.

Tal vez el principal inconveniente es que a estas alturas La Voz nueva no atrae a quien no atrajo cuando estaba en Telecinco.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios