Análisis

alejandro barragán

Razones para la estación

R AZONES por las que esta ciudad necesita una estación de autobuses, al lado de la de trenes: 1. Hay que gastar unos millones de euros que hay por ahí, infrautilizados, antes de que caduquen o los mangue cualquier amigo de Satán. 2. Los amantes tradicionales del transporte público interurbano no quieren esperar en una simple marquesina de barrio. 3. Fomentaría el uso del bus urbano como lanzadera hacia los confines del término municipal. 5. Justificaría la subida del precio del billete y así se animaría a los viajeros a usar el coche privado, invirtiendo en impuestos y, a la vez, enriqueciendo a los amos del mundo. 6. El pueblo se concienciaría de que las infraestructuras civilizadas (estaciones, estadios y palacios de congresos) serán en el futuro como los templos, pirámides y circos de la época clásica: ruinosos bienes turísticos. 7. La foto de su inauguración sería el mejor ejemplo de un apoteósico entendimiento entre administraciones.

Razones por las que la ciudad no necesita una estación de autobuses. 1. En realidad, con internet no es necesario viajar ni ir de compras en cuatro dimensiones. 2. Más que una, necesitamos tres o cuatro o cinco estaciones; ¿acaso sólo la gente del Tejar tiene derecho a andenes techados de última generación y máquinas expendedoras de azúcar y aceite de palma? 3. El aumento de precio del billete para rentabilizar la construcción fomentaría el uso del coche privado, apoyando el enriquecimiento de los amos del mundo (nótese que esta curiosa razón juega a dos bandas). 4. La gente acabaría reclamando después dos paradas de metro, un aeropuerto y una base militar subterránea, y a tanto no llega el presupuesto (somos muy de pedir cosas). 5. La foto de inauguración se convertiría automáticamente en un chiste viral a favor de la oposición, sea cual sea ésta.

Escoja ahora la razón que más le guste. Es gratis. Ya veremos después qué hacemos con su elección. Si no se decide, agítelas en una urna y saque una al azar. Será igual de útil.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios