Lo bien que se vive con motos. Ni Feria, ni Semana Santa ni Carnaval. Motos calientes, progresistas, foráneas, migrantes. Por eso queremos la moto social. Motos asequibles. Una moto básica mínima vital galáctica mundial. Una motomaquia tradicional y demócrata. Una industria en torno a la moto. Fábricas en los polígonos, planes de innovación y protección estructural, escuelas de formación motorizada, o sea, pleno empleo a tope de gas, a tope de power. Cultura motera: bares, discotecas, museos, peñas, fundaciones subvencionables, centros de interpretación, congresos internacionales. Mitología motómana que ruge, con Motörhead (o los Derby Motoreta’s) como banda sonora.Queremos legislación propia y régimen fiscal especial para el mundo de las dos ruedas a motor. ¿Las motos de tres ruedas son motos de pleno derecho? ¿Sufren discriminación las motos eléctricas? Movimiento contra la motofobia. No a la motofagia. Instauración del carril-moto, abolición del carril-bici y del carril-bus y eliminación de las calles peatonales. Motociclismo como materia optativa a partir de primero de Secundaria. Motoristas sin fronteras pero patriotas. Solidaridad motera. Motociclismo o libertad. No a la violencia intermotera. No a los conciertos con circuitos privados. Por una velocidad pública, universal y de calidad. Campaña para la visibilización del lado femenino del motorista macho, si lo hubiere, y por qué no, de cualquier otra configuración venérea. Campaña contra la sexualización de carreteras y vías pecuarias, por el peligro que supone para terceras personas, no por otra cosa.Queremos centros de recuperación de pilotos amenazados, refugiados y no acompañados. Parques temáticos motológicos, respetuosos tanto con el medio ambiente como con el pequeño negocio hostelero. Reservas protegidas para motos salvajes. Dehesas con motos bravas, libres, felices en su vagar cotidiano, a la sombra de las encinas y los alcornoques.Quieren venderme la moto. Compártela tú. Acelera.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios