Análisis

Juan CArlos Rodríguez

La Guardia Civil, en Chiclana desde 1845

"La Guardia Civil, hay constancia de ello, estuvo patrullando Chiclana desde enero de 1845, instalándose con posterioridad su primera casa-cuartel", afirma el coronel Jesús Núñez, doctor en Historia y miembro de la Asociación Española de Militares Escritores. Tras su creación por el Real Decreto de 28 de marzo de 1844 para "proveer el buen orden, a la seguridad pública, a la protección de las personas y de las propiedades, dentro y fuera de las poblaciones", la provincia de Cádiz se incluye en el Tercer Tercio, con cabecera en Sevilla. En concreto, en 1845 fue asignada a Cádiz la 3ª Compañía, 140 hombres encuadrados en cuatro secciones. Será la 3ª de ella, establecida en Medina Sidonia ya en 1845 la que se encarga de "vigilar especialmente los pinares de Chiclana", como relata el coronel Jesús Núñez.

Aunque la Benemérita celebra su 175 aniversario, realmente no lo va a cumplir en Chiclana hasta el próximo año. Año arriba, año abajo, no obstante, el Cuerpo está presente realmente desde su primer despliegue, ese de 1845. La fecha precisa del establecimiento del primer cuartel, sin embargo, es todavía incierta, aunque "era obligación del Consistorio facilitar el edificio y pagar su alquiler", como añade Núñez. En 1852, según la narración que hace el coronel Núñez en "Los orígenes de la Guardia Civil en la provincia de Cádiz" (Europa Sur), la Guardia Civil tenía seis Líneas (Jerez, Grazalema, El Puerto de Santa María, Medina Sidonia, Villamartín y San Roque) y 25 puestos en la provincia, entre ellos uno en Chiclana, dependiente del acuartelamiento de Medina Sidonia. Así que, sin duda, podemos considerar con escaso margen de error 1852 como la fecha del primer puesto de la Guardia Civil en Chiclana.

Aunque la vinculación quizás sea muy anterior, aunque solo sea de manera anecdótica. Cuando en 1854, se releva del cargo de inspector general de la Guardia Civil al teniente general Duque de Ahumada -fundador de la Benemérita-, se nombra en su lugar al teniente general Facundo Infante, natural de Villanueva del Fresno (Badajoz). Curiosamente, este participó el 3 de marzo de 1811 en la sangrienta "salida" que las tropas españolas -con más de trescientas bajas- hicieron a través del caño de Sancti Petri para enfrentarse a los franceses que ocupaban Chiclana. Dos días después, el recordado 5 de marzo de 1811, participó también bajo el mando del coronel Zayas en la batalla de La Barrosa. Méritos militares, entre otros, que le valieron a Facundo Infante para obtener el 11 de octubre de 1816 la cruz de Chiclana. Aún más adelante, Infante volvió a combatir en Chiclana el 16 de julio de 1823 en defensa del Ejército Constitucional frente a los Cien Mil Hijos de San Luis. Fue en "la travesía hacia la Isla de León", donde contribuyó a expulsar inicialmente al ejército francés. Ello le costó más tarde el exilio a Gran Bretaña por liberal, según la primera "Historia de la Guardia Civil", publicada en 1858 y de autor anónimo.

En cuanto al puesto de Chiclana, en 1878 ya aparece como cabecera de una de las tres compañías de infantería -las otras dos estaban en Algeciras y Grazalema- de la Comandancia de Cádiz, la única comandancia que tuvo la Guardia Civil en la provincia desde la fundación del cuerpo hasta 1940. El dato lo proporciona también el coronel Jesús Núñez, que describe incluso como la compañía de infantería con sede en Chiclana en ese 1878 "estaba mandada por el capitán Melquiades Almagro Puig y tenía a su cargo las Líneas de Puerto Real, Medina-Sidonia y Vejer".

No hay tampoco constancia de dónde estuvo situado ese cuartel. Según la documentación del actual capitán de la compañía de la Guardia Civil en Chiclana, Antonio Jiménez Cordero, el primer contrato de arrendamiento conservado es del acuartelamiento de la calle Rivero, 10-12, actual Arroyuelo. Dicho contrato tiene fecha de uno de octubre de 1935, y estuvo vigente hasta julio de 1980, que es cuando se inaugura la actual casa-cuartel de la calle Tajo, nº 2.

En 1940, una vez que la Guardia Civil absorbió oficialmente a la inspección General de Carabineros, convivió con otro segundo acuartelamiento en la entonces calle Fossi, 5 (Hormaza), cuyo primer contrato de alquiler tiene fecha de ocho de junio de 1941 y estuvo ocupado también hasta 1980.

Los dos puestos de los Carabineros en Sancti Petri y La Barrosa, este último situado en la Loma del Puerco, se sumaron al destacamento de la Guardia Civil. Aunque el Cuerpo de Carabineros de Costas y Fronteras se creó en 1829, no se sabe cuando se construye la "caseta" de Sancti Petri, cuya finca se permutó con la Asociación Almadrabera en 1943 por la llamada "Caseta Vieja" o de la Segunda Aguada, en la que estuvo un segundo puesto de La Barrosa. El primero, el de la Loma del Puerco, al menos existía desde 1903. Esta "barraca" de La Loma sustituyó a otra existente en la Segunda Pista que en 1911 aún era posible ver en estado ruinoso. O al menos así la vio durante su visita al "campo de batalla" de La Barrosa el coronel W. Verner.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios