Ruth Rosique. soprano

"Estos festivales hacen que el público vea que la música no es para una minoría"

  • La soprano sanluqueña, que regresa al festival tras catorce años de ausencia, será una de las protagonistas de la gala lírica que clausura esta noche en el Falla el certamen gaditano

Ruth Rosique, durante una actuación en octubre de 2015 en el Teatro Villamarta de Jerez. Ruth Rosique, durante una actuación en octubre de 2015 en el Teatro Villamarta de Jerez.

Ruth Rosique, durante una actuación en octubre de 2015 en el Teatro Villamarta de Jerez. / manuel aranda

-¿Cuál es el atractivo principal de la gala lírica que clausura el festival?

-Se conmemora el 300 aniversario de Cádiz como puerto de Indias, y compositores españoles también se fueron a Cuba y Filipinas, y allí se hizo zarzuela. Por primera vez, se va a hacer en un festival en el mundo zarzuela filipina. Porque ningún musicólogo al que el festival ha consultado encontró nada de zarzuela filipina, nadie sabía absolutamente nada. Y fue a través de un amigo de un amigo mío, que estuvo viviendo en Filipinas, que encontramos zarzuela filipina y zarzuela cubana. Eso habrá en el concierto, también zarzuela española original y alguna canción que canta Clara Montes. Está todo relacionado.

-Estamos ante una música de ida y vuelta desconocida.

-Exactamente, nadie la conoce. Ni siquiera yo. Y hay un dúo de filipinas que van a venir a cantar en tagalo. Es completamente original, costó la misma vida encontrar ese tipo de música, y la escuchas y es zarzuela.

-¿Se trata entonces de un espectáculo ecléctico, una gala lírica con muchos matices?

-Sí, porque aunque sea cubano, aunque yo tenga que cambiar mi pronunciación porque la ce no la puedo pronunciar, se da uno cuento de que toda es la misma música.

-¿Cuál será la aportación de Ruth Rosique al concierto?

-Yo canto la zarzuela española y la zarzuela cubana, el dúo canta la zarzuela filipina y Clara Montes canta un número de zarzuela que generalmente es cantado por cantaoras.

-¿Cómo ha sido el proceso de trabajo que nos cuenta de adaptarse al acento cubano?

-Es un proceso como el de cualquier otra ópera o concierto, pues estudiar musicalmente, estilísticamente. No tienes que hacer nada en particular, simplemente ver el estilo, ver la pronunciación y ya está. Técnicamente no tiene ningún requerimiento especial. Como interpretar un papel en una ópera. Es muy importante el texto, la pronunciación, y trabajar técnicamente con la música para resolver cualquier situación que pudiera haber.

-¿Cómo ha sido hasta ahora su relación con el Festival de Música Española de Cádiz?

-Bueno, éste es el décimo quinto festival y yo participé en el primero. Yo estudié en Cádiz, estaba relacionada con el entorno, y también ese año lo hacía Manuel Ferrand, con el que tengo una gran amistad

-Hemos tenido que esperar catorce años para que vuelva...

-Hombre, estos festivales intentan tener cosas diferentes, y es normal que no se cuente siempre con la misma gente, normal que quieran hacer una programación variada y que cuenten con otras personas. Aunque es verdad que no hay mucha gente de Cádiz que se dedique a la lírica.

-El festival tiene quince años: ¿es aún joven, está consolidado?

-Hay que tener en cuenta una cosa que es muy importante: este festival es el único de música española que existe, es muy fuerte. No lo hay en Madrid, en Barcelona, es el único festival de música española que existe, y a eso hay que darle muchísimo apoyo y quitarse el sombrero. En Cádiz es donde confluye todo, desde la música contemporánea, hasta la clásica, el flamenco y hasta el Carnaval de Cádiz. Pasando por todo. Este año hay cuarenta estrenos, es riquísimo.

-Y con un taller dedicado a la mujer compositora, una particularidad que no sé si es valorada

-Pues debería valorarse más y tener más repercusión aún, y siempre está lleno.

-Usted empieza sus estudios en Cádiz y después continúa en Guadalajara y Valencia. ¿Esto sigue siendo así, hay que salir de la provincia para avanzar en la formación lírica?

-Hace mucho tiempo que no sé, no doy clases ni las recibo, no sé cómo está el mundo de los conservatorios. En el canto en particular si quieres realmente hacer una carrera, tienes que irte a por un profesor, no por un conservatorio. Incluso a algunos cantantes un profesor no les funciona, porque el canto es un poco subjetivo, porque hay que encontrar... es como andar por una habitación oscura y que alguien te guíe, si no tienes esa comunicación con alguien, puede no funcionar. Hay que buscar un profesor en concreto. En mi caso, estuve en Cádiz, pero en el Conservatorio en aquella época no había mucha programación musical, el ambiente también es importante, y si quieres ir todos los días a conciertos, recitales, hay que moverse un poco. Tuve la suerte de encontrar a grandes maestras: en Guadalajara a Ángeles Chamorro y en Valencia a mí queridísima Ana Luisa Chova con la que, 20 años después, sigo trabajando.

-Es fundamental para crecer.

-Y para mantenerse, no sólo para crecer. Es como la bicicleta: si dejas de pedalear, te caes.

-Hablar en la provincia de lírica es hacerlo de Jerez, del Teatro Villamarta, con un inmenso trabajo: ¿se ha valorado eso?

-No, no creo que los políticos valoren el esfuerzo que se ha hecho y que hace el Villamarta, que es un ejemplo de teatro, de planificación... Todo el mundo va al Villamarta por menos de su caché, por el trato que tienen, estamos encantados de ir, todo el mundo quiere ir al Villamarta, y eso no se hace en otros teatros. Tienen producciones propias que están girando por toda España, su Carmen, su Rigoletto... Es un ejemplo de gestión en todos los aspectos, y no creo que se valore en absoluto, aquí se valora más el flamenco que la lírica.

-Es una labor impagable.

-Sí, pero también creo que festivales como el de Cádiz también están haciendo por lo atractivo, por lo variado que es, y creo que también hay que crear ese público, que vengan, y cuando prueban una vez, querrán venir más. Hace que el público se acerque al teatro, que no le tenga miedo, que se dé cuenta de que las entradas no son tan caras, que los espectáculos no son para una minoría, no es elitista, que le puede gustar a todo el mundo.

-¿Cómo anda España de salud lírica?

-Uf, estupendamente. Como ejemplo, hace un mes hicimos una gala lírica en el Teatro Real con una más de una veintena de cantantes, y en este momento se puede decir que hay una cantera maravillosa de promesas cumplidas, de todo tipo de voces, maravillosas, que están haciendo carrera por todas partes, a un nivel altísimo. Es para estar orgulloso, está asegurado el futuro y el presente. Es remarcable el futuro de la lírica en España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios