ARTE

La extrema belleza del cuerpo

  • El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga dedica un monográfico a la obra del fotógrafo Robert Mapplethorpe. Este año se cumplen veinte de la muerte del artista, enfermo de SIDA

Centro de Arte Contemporáneo de Málaga Hasta el 15 de noviembre. De martes a domingo de 10:00 a 20:00 horas. Lunes cerrado (excepto puentes y festivos)

A estas alturas la figura del fotógrafo neoyorquino es muy inmediata a cualquier aficionado al arte contemporáneo. Su trascendencia como artista no ofrece la menor duda. Robert Mapplethorpe ha imprimido un serio carácter a la fotografía de desnudos y ha sometido a la imagen erótica a una nueva categoría y una dimensión absoluta con unos nuevos desenlaces estéticos y unos posicionamientos plásticos diferentes.

El Centro de Arte Contemporáneo de Málaga, en ese afán que viene manifestando desde sus inicios por mostrar lo más selecto del arte internacional, presenta una completa y amplia exposición, con más de cien fotografías, donde se hace patente el ideario estético y la visión particular del artista sobre el cuerpo desnudo de hombres y mujeres.

La muestra llega a Málaga cuando hace veinte años de la desaparición, en Boston, de una de las figuras más importantes del arte contemporáneo, un auténtico icono de la modernidad que, además, tuvo un trágico final, al ser uno de los primeros artistas importantes que murió víctima del SIDA. Mapplethorpe, había nacido en Nueva York, en 1946 y comenzó su trabajó con una polaroid realizando autorretratos, así como imágenes de Patti Smith, una cantante, artista y poeta, amiga íntima del fotógrafo y que fue su musa durante toda su vida. Más tarde fue la culturista Lisa Lyon, la protagonista de sus fotografías y exponente de una época muy determinada y con gran proyección. Desde ese momento, la obra del artista americano abrió muchos horizontes y marcó toda una generación. Se trata de una fotografía poseída de un gran clasicismo, toda vez que el autor era un auténtico maestro en esgrimir los rudimentos técnicos de una fotografía que presentaba todo el rigor y la pulcritud de un artista serio que supo conjugar a la perfección el continente y el contenido de una obra donde la fuerza de lo representado, la imagen extrema, el exceso visual abren nuevas perspectivas y marcan nuevos territorios de una fotografía que no deja el más mínimo resquicio para la duda y que, además de la fuerza expresiva y del poder extremo de la imagen genera una nueva posición estética no exenta de marginalidad.

La exposición nos sitúa ante la obra determinante de uno de los fotógrafos más importantes de todos los tiempos y autor de una obra extrema donde el sexo, el erotismo, la homosexualidad generan la más absoluta belleza.

Una vez más lo más selecto del arte contemporáneo se proyecta en Málaga, en un espacio expositivo donde siempre existe un bello motivo de auténtica emoción artística.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios