Cultura

La biblioteca del Ateneo estrena desde hoy sede en la Casa de Iberoamérica

  • La entidad gaditana inaugura el nuevo emplazamiento para su fondo bibliográfico, que ha sido trasladado desde el Centro Cultural Reina Sofía

  • Los libros más antiguos son del siglo XIX

Una imagen de la biblioteca del Ateneo en su nuevo emplazamiento de la Casa de Iberoamérica. Una imagen de la biblioteca del Ateneo en su nuevo emplazamiento de la Casa de Iberoamérica.

Una imagen de la biblioteca del Ateneo en su nuevo emplazamiento de la Casa de Iberoamérica.

Una mudanza más que centenaria se estrena hoy en la Casa de Iberoamérica de Cádiz. El edificio que albergó la antigua cárcel vieja sigue apostando por la cultura y sus equipamientos y, desde hoy, alberga oficialmente la biblioteca del Ateneo de Cádiz, un conjunto de casi 5.000 libros algunos de ellos tan antiguos como la institución que los custodia, una entidad con más de 160 años de historia. Con la apertura de esta biblioteca se culmina el traslado desde el Centro Reina Sofía, ya convertido en Rectorado tras el convenio firmado entre el Ayuntamiento de la ciudad y la Universidad de Cádiz (UCA).

Como recuerda el actual presidente del Ateneo gaditano, José Almenara, la biblioteca de la institución gaditana ha dado a lo largo de su historia “bastantes tumbos”. El convenio por el que ocuparon una de las dependencias en el Reina Sofía, firmado con la Corporación municipal del Partido Popular por 50 años, parecía dotar por fin de estabilidad a esta biblioteca. Pero la decisión municipal con este edificio, incluido en el gran convenio con la UCA, cambió los planes y abrió el horizonte de otra mudanza cuyos trabajos concluyen hoy con la inauguración del nuevo espacio.

Antes del verano pasado comenzó el Ateneo el traslado de los libros que componen su biblioteca: entre 4.500 y 5.000 volúmenes que la institución gaditana ha ido acumulando a lo largo de sus más de 160 años de historia, un valioso patrimonio cuyos ejemplares más antiguos son del siglo XIX: libros de medicina, literatura, historia del arte... “Prácticamente todas las disciplinas culturales están recogidas en estas estanterías”, resume Almenara, que aclara que la apertura definitiva de este nuevo espacio en la Casa de Iberoamérica ha sufrido algún retraso por la necesidad de acondicionar la sala en la que se ha instalado la biblioteca.

En este punto, José Almenara destaca el “esfuerzo” de las personas que de manera voluntaria catalogaron hace ya algún tiempo los libros de la biblioteca: “Paquita, Teresa, Vicente y Rafaela”. Se trata de un índice temático, por áreas, aunque la intención del Ateneo es profundizar en esta primera catalogación, y que dentro de la Cátedra con UCA se pueda ofrecer a algún alumno de humanidades hacer una catalogación bibliográfica de toda la biblioteca, para comprobar el verdadero valor de las obras.

La biblioteca, además, enriquece sus fondos cada vez que dentro de las actividades del Ateneo se presenta algún libro, puesto que es ya una norma que su autor done un ejemplar a la biblioteca de la entidad. Y ahora que se estrena sede, la institución gaditana está calibrando la posibilidad de que las presentaciones de libros se realicen en la propia Casa de Iberoamérica para que después sea el propio autor quien deposite en la biblioteca el ejemplar de su libro.

“Estamos muy contentos de cómo ha quedado la biblioteca en la Casa de Iberoamérica”, explica Almenara. A las estanterías propias de una biblioteca para los libros se suma una vitrina con parte del legado del pintor Luis Gonzalo y también con las mesas de trabajo para los investigadores que consultan sus fondos.

Y en estos primeros días tras la inauguración, el visitante podrá también conocer la historia del Ateneo de Cádiz con la exposición de los paneles con los que la entidad conmemoró sus 160 años de existencia, que se muestran ahora en los accesos a la nueva biblioteca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios