Cultura

El 'Barroco' en tapices centra la nueva muestra de Candi Garbarino

  • La exposición, que se inaugura hoy en la Galería Benot, vuelve a tomar como inspiración elementos de la naturaleza en un conjunto de 80 piezas en técnica mixta sobre lienzo

"Soy de vivir el día a día, saludar a la gente que conozco, hablarles a la luz del día o a la de las estrellas", dice la artista gaditana Candi Garbarino. Una actitud vital que se refleja ciertamente en su obra, de la que la exposición titulada Barroco es uno de sus mejores ejemplos.

En esta muestra, que se inaugura hoy a las 20.30 horas en la Galería Benot y permanecerá abierta al público hasta el próximo 31 de octubre, el color y la vitalidad son algunos de sus protagonistas. "Los colores siempre tienen unas connotaciones emotivas, por ejemplo el rojo es un tono cálido que otorga una sensación de acercamiento, nunca provoca rechazo, te atrae. Sin embargo, los colores fríos te distancian. Los colores poseen un significado relacionado con el aspecto emotivo de las personas, con las sensaciones más próximas a nosotros, afectuosas. En esta exposición predomina el rojo, el blanco y algunos tonos oscuros", explica la creadora sobre su nuevo trabajo.

Un conjunto de 80 piezas que, a pesar de su título, no tiene que ver al cien por cien con el período artístico que referencia. "El centro neurálgico de todas las obras que realizo siempre se sitúa en la naturaleza. Hice recientemente una sobre el mar -titulada Mar de fondo- y otra sobre la tierra -bajo el nombre de Tapiz de la Tierra-, una idea metafórica acerca de la flora".

En este sentido, Garbarino asegura que se ha acercado al concepto del barroco "no desde un punto de vista historicista, sino a partir de un análisis personal centrado en los tapices de esa época. Y dentro de ellos no me he replanteado una visión analítica sino que he querido inspirarme en el concepto del tapiz y en los temas que representaban entonces, como la naturaleza. Sigo por esa línea".

Además del tapiz como objeto suntuario e imitador de la pintura, de los que numerosos pintores de renombre elaboraron cartones que servían de diseño para su realización, la artista también se ha centrado en el color rojo escarlata. "Al estudiar la historia de los tapices vi que existió en el siglo XV un taller que tenía Jehan Gobelin, tintorero de lana, con su familia y que fue conocido por conseguir ese color, no igualado por ningún otro taller", relata. "Me obsesioné con el escarlata como si fuera un cuento, porque este color duraba en las telas, como un relato que podía contar a través de imágenes". El resultado: dos series, Bocetos para tapices, en la que "se representa la forma, los temas imaginados para este trabajo, como una serie de pájaros"; y Fragmentos de tapices, en los que se percibe "una idea más abstracta del tapiz, donde funciona sólo la forma y el color, la base de la pintura".

Candi Garbarino no sólo está de actualidad por la exposición Barroco, sino que su trabajo es además protagonista en la exhibición del Centro Unicaja de Cultura titulada +31. En ella se ha reencontrado tres décadas después con sus compañeros artistas Manuel Cano, Lita Mora, Antonio S. Alarcón y Miguel Ángel Valencia. "Nunca hemos dejado de vernos, de conectar siempre, de convivir a lo largo de todas estas etapas", recuerda la artista.

La que fuera también parte importante del colectivo artístico Arte 90 rememora la figura y obra del recientemente desaparecido ceramista gaditano Nono Hurtado: "Su sonrisa y su optimismo son su mejor legado. Tengo muchísimos recuerdos de él tras 30 años conviviendo en Cádiz, la alegría de vivir, su amor por el arte. Nos ha enseñado mucho sobre cómo vivir con arte".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios