Provincia de Cádiz

El vino, el oro líquido

  • Los distintos grupos bodegueros locales aprovechan este tiempo para mostrar a los visitantes la riqueza vinícola del Marco de Jerez

Sin lugar a dudas, este verano no será recordado por ser uno de los más calurosos de la historia, y es que las temperaturas que se están registrando durante las últimas semanas son más propias de finales del mes de septiembre que de principios de agosto. Debido a esta situación, la visita a las principales bodegas de la ciudad se ha convertido en una alternativa a la oferta de sol y playa tan típica de una ciudad como El Puerto.

El denominado enoturismo se está convirtiendo en un complemento más a las diversas ofertas que ofrece la ciudad, y están consiguiendo que cada vez más visitantes se interesen por conocer la riqueza vinícola que posee una de las localidades pertenecientes al Marco de Jerez.

El grupo bodeguero Osborne, con su Bodega de Mora situada en el número 7 de la calle Los Moros, sigue siendo una de las principales elegidas para conocer la historia portuense a través de sus vinos, los que se fabrican desde el año 1772 de la manera tradicional. Desde 6 euros por persona se puede disfrutar de una visita guiada por el interior de esta Bodega que se ha convertido, además de todo un referente en el mundo vinícola, en un centro cultural debido a su acogida de diversos eventos durante todo el año.

Todos los tipos de visitas incluyen al finalizarla, después de alrededor de una hora de duración, una cata de los productos. Según el precio se puede disfrutar de Fino, Amontillado, Oloroso Seco, Oloroso Medio, Pedro Ximénez, Pedro Ximénez Viejo, Brandy, de algunos VORS (Very Old Rare Sherry), entre otros, además de productos como Jamón 5J, caña de lomo, o salados.

Todos los días de la semana desde las 10:00 y hasta las 15:00 horas, y de 19:00 a 22:00 horas, a excepción del domingo, se puede realizar un recorrido por la historia de la ciudad, en diferentes idiomas, y donde se enseña a disfrutar del vino, el oro líquido. Además de enseñar a maridarlo y a venenciarlo, algo que muchos agradecen, tal y como comentó a Diario de Cádiz Iván Llanza, director de Comunicación y Relaciones Públicas de Osborne.

El Grupo Caballero es otro de los grupos bodegueros locales que muestran la historia de la ciudad a través de su amplia producción vinícola, contando además con la posibilidad de conocer otra parte más de la historia portuense a través del Castillo de San Marcos.

Las Bodegas Luis Caballero, establecidas en el número 32 de la calle San Francisco, reciben también a los visitantes durante prácticamente todos los días de la semana. Durante más de una hora las personas interesadas en conocer la historia de Caballero recibirán una clase magistral sobre uno de los productos más exportados internacionalmente, y que lo solicitan distintos países anglosajones a los dos lados del océano Atlántico, así lo explicó Juan Mateos, responsable de Relaciones Públicas y Enoturismo del grupo.

Durante esta visita realizada a la Bodega Luis Caballero se muestra el embotellamiento de los productos, pudiendo entrar en la fábrica y comprobar in situ el proceso completo de un vino, desde su crianza en las barricas hasta su embotellado tanto manual como mecánico.

Otra de las partes imprescindibles de esta muestra de la historia portuense es el encuentro con el Castillo de San Marcos, enseñando a todos los que lo visitan la historia de Alfonso X 'El Sabio', quien fuera el fundador de la ciudad. Desde este verano todos los viernes se puede contemplar la puesta de sol desde este monumento por tan sólo 15 euros, en donde se incluye una degustación de los distintos tipos de productos del Grupo Caballero, como el Vino Fino o la Manzanilla.

Las Bodegas Grant, también conocidas como Bodega Las 7 Esquinas, es otra de las que se pueden conocer durante estos días donde el tiempo está algo inestable. Además ofrece la posibilidad de comprar sus productos a granel. Fundada en el año 1841 por la familia Grant, Edmundo Grant, padre e hijo, son los encargados de seguir manteniendo vivo el espíritu de este grupo bodeguero cuyos productos se pueden disfrutar también en el bar-restaurante Las 7 Esquina, situado justo al lado de este establecimiento.

Tal y como se ha podido comprobar el verano es una buena oportunidad de conocer uno de los atractivos más significativos de la ciudad, el vino, el que ha sido denominado como el oro líquido.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios