Provincia de Cádiz

Un último trimestre de 'sálvese quien pueda'

En los datos del Ministerio de fomento sobre transacciones de vivienda ya asoma una tendencia que el sector espera que eclosione en los últimos meses del año. El motivo no es otro, apunta Juan Carlos Miralles, que la nueva ley tributaria. El hachazo fiscal para los propietarios de vivienda que vendan en 2015 va a ser significativa, ya que elimina las correcciones monetarias y los coeficientes de abatimiento que se aplican en el IRPF a las plusvalías generadas por la venta de viviendas. Es decir, a partir de 2015 se tributa la plusvalía pura y dura. No estamos hablando de una cantidad pequeña. Para la venta de una vivienda media por unos 200.000 euros cuando se pudo adquirir antes del año 80 por unos 20.000 (precio de la época) nos hallaremos con que si se vende antes del 31 de diciembre se tributará en torno a los 10.000 euros y si se vende después el coste será cuatro veces más, unos 40.000 euros.

Ante esta situación, las inmobiliarias echan humo y los bancos ya están preparando las hipotecas. "El sector sigue muy parado. Digan lo que digan, en la provincia éste ha sido el peor año de la crisis para el negocio inmobiliario. Los bancos han estado sacando todo su stock y el mercado ha estado muy parado, pero ahora es seguro que quien quiera vender se va a dar mucha prisa por vender y quien quiera comprar tiene una oportunidad de oro para conseguir precios que no va a lograr el próximo año".

En Medina, por ejemplo, se han espabilado con un número absolutamente desconocido. En los seis primeros meses en esta pequeña localidad se produjeron nada menos que 90 transacciones cuando en todo 2013 no llegaron a 60. Los números no son tan espectaculares en el resto de las localidades, pero sí que se registra en el segundo trimestre un movimiento de fondo. En Cádiz capital, con el mercado casi parado desde el año 2010, se volvieron a superar las 200 transacciones en segundo trimestre de este año. En concreto, 225. Hay que irse al último trimestre de 2010 para igualar esta cifra.

En Jerez, la ciudad con mayor movimiento inmobiliario de la provincia por ser de largo la de más población se han vendido en los seis primeros del año un total de 650 viviendas, lo que es un incremento de más de un 15% con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior.

En la costa, donde se manejan las viviendas vacacionales y segundas residencias, también se ha experimentado un aumento de la actividad. El Puerto rozó las 300 transacciones en los seis primeros meses del año, un 25% más que en los seis primeros meses de 2013. En Chiclana hubo incluso más ventas: un total de 353, un 14% de incremento.

En todas estas transacciones parece materializarse la predicción del sector sobre la caída de precios. El valor medio de las transacciones ha caído a 117.00 euros, 50.000 euros menos que hace un año.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios