Provincia de Cádiz

El sector del metal pierde contratos "por los costes laborales"

  • La Federación de Empresarios del Metal lamenta la falta de voluntad de los sindicatos para negociar el convenio. FEMCA alerta de la pérdida de 7.000 empleos desde 2012

 La Federación de Empresarios del Metal ha lamentado hoy la falta de voluntad de los sindicatos para negociar el convenio del sector en Cádiz, que, según dice, hace que las empresas de la provincia estén perdiendo contratos porque los costes laborales son mayores que en otros lugares de España y Europa. 

En una nota de prensa, la Federación de Empresarios del Metal alertan de que desde principios del 2012 la provincia de Cádiz ha perdido más de 7.000 empleos del sector del metal, uno de los más importantes del tejido empresarial gaditano. 

Según explican las empresas del metal de Cádiz "no están obteniendo contratos debido a los costes laborales" actuales "que convierten los presupuestos de las empresas del metal gaditanas en los más caros de los que concurren a las ofertas". 

"De hecho, ninguna empresa de Cádiz ha conseguido trabajar en el segundo puente (la obra civil más importantes que se realiza en la provincia) y muchas reparaciones navales o de offshore se están marchando a otras zonas de España o de Europa, como ha ocurrido recientemente cuando la Bahía ha perdido un contrato que se ha ido a una empresa de Noruega". 

Los empresarios del metal se quejan de la actitud de los sindicatos en la plataforma creada para negociar nuevas condiciones en el convenio del metal de la provincia, lo que "está poniendo en situación de riesgo la supervivencia de las empresas de un sector que, cuando ha podido competir en igualdad de condiciones, ha creado riqueza y empleo en una provincia tan necesitada". 

La FEMCA alerta de que las empresas del sector están reduciendo "continuamente" plantilla por la falta de carga de trabajo, de que se han perdido "más de 7.000 empleos en el sector del metal de la provincia desde principios de 2012" y de que "hay empresas que han tenido que trasladarse a localidades sevillanas como El Cuervo o Lebrija porque los costes laborales allí son más acordes con la coyuntura económica que se está viviendo". 

Para la patronal del metal, el convenio está entrando en una "espiral destructiva" que "llevará a la mayoría de las empresas a desaparecer si no se consigue un marco propicio para que las empresas sean más competitivas". 

La FEMCA asegura que con los costes laborales actuales "será imposible" que el convenio "vuelva a ser el paraguas que daba cobijo a tantos y tantos contratos y a tantas y tantas familias de la provincia" y alerta de que, de seguir así, "todos los trabajadores del sector que se encuentran en el desempleo no podrán volver a optar a un puesto de trabajo hasta que no se adapten las relaciones laborales de Cádiz, al menos, al resto de España". 

Advierte además de que "si la situación actual persiste, cuando finalice el acuerdo pactado, desaparecerá el convenio y las empresas aplicarán la reforma laboral, por lo que podrán desaparecer los pluses de los trabajadores". 

El pasado abril los 10.000 trabajadores del sector del metal de Cádiz fueron convocados a una huelga, que suspendieron tras alcanzar un acuerdo para un nuevo calendario de negociación del convenio, ya que el actual expira el 8 de julio. 

La patronal se comprometió entonces a mantenerlo vigentes hasta el 31 de diciembre. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios